Inicio / Bolsa / Las mejores frases para entender los mercados financieros

Las mejores frases para entender los mercados financieros

En la entrada de hoy pretendo recoger aquellas frases que mejor explican qué son los mercados financieros, y sobretodo cuál debe ser nuestra actitud cuando estamos inmersos en ellos. De este modo,  podemos levantar y asentar unos pilares básicos en los que posteriormente construir todo el conocimiento sobre la materia.

–  La tendencia es tu amiga (mi frase preferida): Personalmente no conozco una frase que resuma más contenido en menos palabras… el mercado está inmerso en un gran tendencia, ya sea alcista o bajista. Por lo tanto, en el momento de incorporarnos en ella, nunca  abriremos posiciones en contra  porque seríamos terriblemente arrastrados, es nuestra amiga, nuestra aliada, no nos hará daño, simplemente hay que acompañarla hasta su conclusión. Al igual que una balsa en el mar, uno debe remar en dirección de la marea y sacar provecho de las corrientes para alcanzar lo más cómodamente posible la tierra de beneficios.

No luches contra la Reserva Federal: Si hay un conocimiento que debemos tener claro siempre, es qué política monetaria está desarrollando la Reserva Federal, el banco central de Estados Unidos que controla el dólar americano por lo que es la institución más poderosa del mundo. Los dos grandes puntos más relevantes de la política monetaria de todo banco central son si está introduciendo o no liquidez en la economía y también cuáles son los tipos de interés de los fondos federales, que nos indicara la facilidad o dificultad de acceder al dinero (la gasolina de la economía).

Las dos grandes fuerzas que mueven los mercados son la codicia y el miedo: Si hay algo que hay que saber sobre todo lo que rodea a los mercados financieros, es que esto va de psicología y no tanto de economía… Aquellos que compran, venden o se mantienen indecisos están afectados por factores psicológicos que les posicionan en un lado u otro del mercado. Los mercados se mueven al alza mientras vayan habiendo “nuevos adeptos” que cambien de parecer y se empiece a extender la codicia entre la masa. Los mercados se moverán a la baja a través de “nuevos adeptos” que compartan el sentimiento bajista, lo que comúnmente conocemos como miedo y en su fase más desarrollada pánico.

– Octubre: dícese de un mes especialmente peligroso para hacer inversiones. Otros meses peligrosos son: julio, enero, septiembre, abril, noviembre, mayo, marzo, junio, diciembre, agosto y febrero; por Mark Taiwan: Por un lado, esta frase enfoca claramente que en las Bolsas siempre hay riesgo y peligro, pero por otro lado, pretende destacar que octubre es el mes más volátil del año, de hecho cinco de las diez mayores caídas históricas del Dow Jones fueron en este mes. También hay que poner de manifiesto que en el mes de octubre, estadísticamente, se forman los grandes suelos de mercado que ponen fin a los bruscos descensos iniciados en el mes de septiembre (mes estadísticamente más bajista del año).

La forma más rápida de doblar tu dinero es plegar los billetes y metértelos de nuevo en el bolsillo; por Will Rogers: Esta frase probablemente sea un jarro de agua fría para aquellos que se meten en el “mundillo” empujados por el dinero fácil que venden películas que tienen como eje temático central las aventuras y desventuras en Wall Street, promoviendo la idea de riqueza y ostentación máxima… Hay dos vías para ser rico con los mercados financieros: la primera es poseer previamente una gran fortuna y la segunda asumir mucho riesgo… pero más tarde o más temprano quién arriesga mucho constantemente lo pierde todo. 

Invierte solo lo que puedas perder sin que esa pérdida represente un cambio en tu vida actual ni futura; por Peter Lynch: Aunque no se mencione, lo que Lynch pone de manifiesto es la clara existencia del riesgo que envuelve los mercados financieros y fruto de ello, debemos de adoptar una postura responsable con nosotros mismos y no arriesgar aquellas cantidades de las que dependa nuestro día a día. De este modo, quizá no ganemos tanto, pero a cambio nos dará mayor seguridad de poder seguir participando en la carrera del largo plazo.


Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *