Inicio / Bolsa / La Hora Bruja del mercado

La Hora Bruja del mercado

En los mercados financieros tenemos sesiones más volátiles que otras, esta volatilidad suele venir dada por una noticia de gran impacto que altera fuertemente las expectativas del mercado. Sin embargo hay sesiones en el calendario que vienen selladas con la palabra volatilidad como las denominadas “Hora Bruja” que se caracteriza por el vencimiento de opciones y futuros financieros. La jerga bursátil ha adoptado el término “hora bruja” en referencia a la vieja superstición con respecto a la media noche, la hora de las brujas, un momento de la noche, cuando las criaturas sobrenaturales supuestamente aparecían y están en su forma más poderosa. En contexto moderno, la frase todavía se refiere a cualquier momento que puede estar asociada con la mala suerte o cuando es probable que se produzca, que, en el mundo del trading, puede ser cuando hay una alta volatilidad.

La doble hora bruja se produce cuando los contratos de opciones y futuros vencen el mismo día, este escenario ocurre cada tercer viernes de cada mes, excepto al final de cada trimestre financiero en marzo, junio, septiembre y diciembre. En esos meses, se produce la triple hora bruja también conocida como “Freaky Friday”, y es el vencimiento de futuros de acciones, opciones sobre índices bursátiles y opciones sobre acciones. Esto sucede en el tercer viernes al final de cada trimestre (marzo, junio, septiembre y diciembre). Asimismo, los futuros de acciones vencen cada mes, cuando este coincide con el vencimiento de futuros de acciones, opciones sobre índices bursátiles y opciones sobre acciones (es decir, cuando coincide con la triple hora bruja), se llama cuádruple hora bruja. Por lo general, se suele usar indistinatemente la triple hora bruja y la cuádruple hora bruja porque caen en el mismo día.

En el mercado español, el precio de liquidación del futuro IBEX 35 se calcula como la media aritmética del índice IBEX 35 entre las 16:15 y las 16:45 de la fecha de vencimiento, tomando un valor por minuto. Durante este periodo, los operadores que arbitran entre contado y derivados tienen que deshacer su posición en el mercado de contado a razón de una trigésima parte de la cartera por minuto durante 30 minutos. El motivo de hacerlo así es para replicar lo más posible el precio de liquidación del futuro. Otros contratos sobre otros índices en Europa, ejercen sus consecuencias sobre sus mercados al contado en otros momentos de la sesión del tercer viernes, así el EuroStoxx calcula su índice de liquidación de 11:50 a 12:00, y el DAX en subasta intradía a las 13:00 horas.

Debido a que los traders de futuros y opciones deben cerrar sus posiciónes antes de la fecha de vencimiento, suele aumentar el volumen de negociación de manera considerable, tanto durante la semana anterior como en el propio día de vencimiento. En las sesiones de hora bruja el volumen de negociación puede dispararse hasta un 60% más que el promedio del año. Gran parte de ese volumen de operaciones se comprime en la última hora del día, y que gran presión de compra y venta se puede llevar a grandes oscilaciones en los precios de las acciones y los índices bursátiles que que son subyacentes de los derivados.

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *