Inicio / Bolsa / ¿Será 2019 el año bajista?

¿Será 2019 el año bajista?

Las acciones estadounidenses, que parecían invencibles hasta mediados de año, han registrado su peor diciembre desde la Gran Depresión. Las perspectivas de la economía mundial se oscurecen constantemente y los próximos datos del PMI deberían confirmarlo.

Hasta la fecha, la economía de los Estados Unidos sigue expandiéndose muy bien. Pero cuando los valores tecnológicos que han liderado la subida del índice caen a plomo, algo se está enrareciendo en el ambiente.

La curva de rendimientos de Estados Unidos sugiere que se avecina una desaceleración económica, si no una recesión. Por lo tanto, a pesar de la solidez del mercado laboral, la Reserva Federal puede tener dificultades para subir los tipos de interés mucho más. Un éxodo de inversores de acciones y bonos estadounidenses no sería una buena noticia para el dólar.

Al mismo tiempo, las empresas de baja capitalización han arrastrado los números rojos fruto de que a menudo suelen representarse con una carga de deuda más elevada que sus homólogas mayores. En consecuencia, la caída de estas acciones viene condicionada por los riesgos crediticios por las subidas tipos de la Fed.

Si nos dirigimos al viejo continente, el Dax alemán, ha caído en picado a principios del mes de diciembre liderando las caídas y los sectores bancario y automovilístico de la zona euro han caído un 40% y un 36%, respectivamente, desde los máximos de este año. Esta semana, el principal índice de renta variable paneuropeo confirmó que también había entrado en territorio bajista, tras la sacudida de la Nochebuena de Wall Street.

No obstante, en Europa ha habido un puto positivo a destacar y que ponía en riesgo el proyecto europeo…. Italia y el acuerdo sobre objetivo de déficit. Con ello la TIT de los bonos a 10 años para su mayor caída mensual desde julio de 2015. Afirmaron su amor en la última subasta de bonos de este año, acordando prestar dinero en efectivo a 10 años al gobierno al 2,70%.

Enero será el mes más pesado de Italia para las ventas de bonos en 2019. Las ventas suelen ser fuertes a principios de año, pero la diferencia esta vez es que el Banco Central Europeo no comprará. Tras finalizar su programa de compra de activos, reinvertirá el producto de la deuda vencida, pero ha asignado una parte menor del pastel a Roma el próximo año.

Marc Fortuño

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *