Inicio / Acciones / África, el continente olvidado, como oportunidad de inversión

África, el continente olvidado, como oportunidad de inversión

Históricamente, África se ha visto como una frontera salvaje para gran parte de los inversores. Sin embargo, hoy en día, el continente está lleno de potencial de inversión. La violencia y la lucha política se está sustituyendo por un fuerte crecimiento económico en más de unos pocos lugares. África cuenta con muchos atributos que lo ponen a la par con muchos otros líderes de mercados emergentes como China e India.

Desde 2001 a 2010, seis de las diez economías que han mostrado mayores tasas de crecimiento estaban en el África subsahariana, destacando en especial a Nigeria y Ghana. El Fondo Monetario Internacional aún espera otra nación africana para hacer su camino en esa lista el próximo año. Las economías de la mayoría de las naciones africanas han crecido en un promedio anual entre el 5 y el 6 por ciento, en la última década dando impulso al continente en su conjunto.

África es un continente inmenso, equivalente a las masas de tierra de Europa, Estados Unidos, India, China y Argentina juntos, lo que supone en torno al 60% de la tierra cultivable del mundo. Actualmente, sólo el 10% de las tierras cultivables de África se están cultivando. Como tal, África se ha convertido en un imán para la inversión extranjera directa. Otro de los puntos fuertes del continente africano son sus materias primas. África ostenta casi el 40% de las reservas totales de oro en el mundo y el 30% de sus depósitos minerales. Además, el continente cuenta con grandes cantidades de petróleo y gas natural, que suponen el 10% de las reservas del mundo y que están ahora comenzando a ser explotado en lugares como Mozambique y Nigeria.

africa

África tiene factores similares a otros mercados emergentes como es su enorme población. El continente es el hogar de 1.166 millones de personas y la mayoría de esa población es joven; alrededor del 40% de la población del África es menor de 17. Esa fuerza de trabajo, que rivaliza con Asia en tamaño, tiene capacidad para competir en costes ya que en China a dejado de ser tan barato producir y puede suponer una oportunidad para muchas empresas.

Los factores político-legales son un riesgo evidente en este continente, sin embargo, se están haciendo mejoras muy paulatinamente en el Estado de Derecho en materia de  transacciones comerciales para implementarlas de manera más segura, pero el proceso es largo y lento. Hoy por hoy, los países que muestran un mejor Estado de Derecho son Islas Mauricio, Madagascar, Sud África, Botswana, Ruanda, Ghana y Cabo Verde. Asimismo otro factor de riesgo claro, lo encontramos en temas como la facilidad de hacer negocios debido a que las regulaciones tienden a ser onerosas, el sistema regulador, aunque dependiendo del país, carece de transparencia y claridad, se convive con controles de precios generalizados en muchos sectores, y subsidios a la energía.

A pesar de que las vías actuales para invertir en África son escasas y tienen cierta complegidad, para todos aquellos inversores con un perfil de inversión más agresivo, dispuestos a asumir los riesgos mencionados en cartera para exponerse al potencial de la economía africana existen varios vehículos de inversión como fondos de inversión o bien ETF. El Market Vectors  Africa ETF (AFK) sigue algunas de las poblaciones más grandes y líquidas en África, manteniéndose expuesto a alrededor de 114 empresas y tiene una distribución por países de Egipto (21,4%), Sudáfrica (20,7%), Nigeria (15%), Reino Unido (12,6%) y Marruecos (6,6%). El SPDR S&P Emerging Middle East & Africa (GAF) se asigna 78,39% a Sudáfrica, seguido por los Emiratos Árabes Unidos (8,23%), Qatar (7,72%), Egipto (3,97%) y Marruecos (1,61%). Y finalmente, el iShares MSCI South Africa se asigna el 99,5% de las empresas medianas y grandes en Sudáfrica en los sectores financiero, consumo y servicios de telecomunicaciones.

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *