Los japoneses se lanzan a la compra de los bonos españoles | Bolsa
Inicio / Bonos / Los japoneses se lanzan a la compra de los bonos españoles

Los japoneses se lanzan a la compra de los bonos españoles

Los inversores japoneses compraron una cantidad récord de bonos españoles en abril, al comienzo del año fiscal de Japón, y volvieron a los bonos estadounidenses después de las fuertes ventas de los últimos seis meses. Si atendemos a los datos, en abril compraron 2.700 millones de euros (350.000 millones de yenes) de bonos españoles, un récord por segundo mes consecutivo después de los 282.000 millones de yenes de marzo. Se sintieron atraídos por el mayor rendimiento de la oferta de bonos españoles, en comparación con los países centrales de la Eurozona.

Si nos centramos en lo sucedido durante el mes de abril en el mercado de renta fija, se observa claramente como, fruto de las compras de marzo, las rentabilidades habían caído. De hecho, en lo que va de año las rentabilidades más bajas en el mercado de renta fija de las hemos visto o durante el mes de abril. En ese mes, el bono español a diez años cotizaba con una rentabilidad situada entre el 1,2% y el  1,3%. Si lo comparamos con la actualidad, la rentabilidad del bono se ha incrementado hasta el 1,45%.

Su compra superó incluso a la de los bonos franceses que habían sido favoritos durante mucho tiempo, de 298.000 millones de yenes. Desde octubre, los inversores japoneses han acudido en masa a los bonos de la Eurozona, alejándose de los mercados estadounidense, debido a la atracción de los primeros por la cobertura de divisas.

Los inversores pueden obtener un rendimiento adicional de alrededor de 0,3 puntos porcentuales a través de las coberturas sobre el euro. Para la cobertura contra el dólar, necesitan pagar alrededor de 2,6 puntos porcentuales, por lo tanto, no tiene mucho sentido acudir al mercado de deuda americano bajo estas condiciones.

Esta brecha compensó con creces los menores rendimientos nominales de los bonos de la Eurozona en comparación con los bonos del Tesoro de Estados Unidos, y provocó una salida de 8,1 billones de yenes de los bonos en dólares y de 4,9 billones de yenes de los bonos denominados en euros durante octubre y marzo.

En abril, los japoneses compraron 169.000 millones de yenes de bonos italianos, la mayor cantidad en dos años. Vendieron 672.000 millones de yenes de bonos alemanes, la primera venta neta en siete meses.

Sin embargo, su incursión en el sur de Europa podría detenerse después de que los precios de los bonos italianos se hundieran el mes pasado por temor a unas elecciones anticipadas.

Algunos inversores a largo plazo lo vieron como una oportunidad para buscar gangas. Uno de los mayores inversores de Japón, Japan Post Insurance Co 7181, dijo que buscaba comprar bonos del Estado italianos a corto plazo después de que la venta los abaratara.  Sin embargo, la última venta italiana podría ahuyentar a muchos otros inversores japoneses reacios al riesgo.

Los datos muestran que los inversores japoneses volvieron a invertir en bonos estadounidenses en abril, tras seis meses de fuertes ventas. Compraron 703.000 millones de yenes de bonos estadounidenses, aunque esa es una fracción de su venta de octubre a marzo de 8,86 billones de yenes. Su compra de bonos soberanos estadounidenses ascendió a 172.000 millones de yenes, lo que sugiere que la mayor parte de su compra se realizó en bonos corporativos, hipotecarios y de agencia.

Marc Fortuño

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *