Inicio / China / Las principales economías del mundo se encuentran ante un fuerte auge económico

Las principales economías del mundo se encuentran ante un fuerte auge económico

El crecimiento mundial sigue consolidándose… Tras un sólido crecimiento del PIB mundial en el tercer trimestre de 2017, los indicadores de las encuestas indican que el crecimiento mundial se mantendrá en los últimos meses del año pasado. El Índice de Gerentes de Compras (PMI) de la producción compuesta global aumentó de 54,0 en el mes anterior a 54,4 en el último mes de 2017. Los buenos resultados de diciembre reflejaron la continua expansión de las economías avanzadas y la recuperación de las economías emergentes, impulsada en particular por China y la India.

La expansión económica amplia y sólida de la Eurozona continúa. El PIB real creció un 0,7% intertrimestral en el tercer trimestre de 2017, tras una subida de la misma magnitud en el trimestre anterior, gracias a las contribuciones positivas de la demanda interna y la balanza comercial. En términos interanuales, la Eurozona crece al 2,7%, su mejor marca en los últimos diez años. Los últimos indicadores económicos, tanto los datos sólidos como los resultados de las encuestas, siguen siendo elevados y confirman la expectativa de un crecimiento robusto y continuo alrededor del cambio de año a tasas similares a las observadas en los dos trimestres anteriores.

La recuperación cíclica ha continuado en los Estados Unidos. Tras un sólido crecimiento del PIB en el tercer trimestre a una tasa anualizada del 3,2%, se espera que el crecimiento haya permanecido sólido en el cuarto trimestre del año pasado. La actividad se ve apoyada por unas condiciones financieras acomodaticias y una confianza boyante, así como por el impulso temporal asociado a los esfuerzos de reconstrucción tras los huracanes del otoño.

En línea con la sólida actividad económica, el mercado laboral siguió manteniéndose fuerte, con un aumento del empleo no agrícola de 148.000 trabajadores en diciembre, mientras que la tasa de desempleo se mantuvo en el 4,1%. A pesar de las estrechas condiciones del mercado laboral, el crecimiento anual de los salarios sigue siendo moderado, con un ligero aumento hasta el 2,5% en diciembre. La inflación del IPC general anual descendió al 2,1% en diciembre debido a la menor inflación de los precios de la energía, pero la inflación del IPC, excluyendo los alimentos y la energía, aumentó al 1,8% anual en diciembre, desde el 1,7% del mes anterior.

El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) continuó eliminando paulatinamente la política de bajos tipos de interés al aumentar el rango objetivo hasta el 1,25-1,50% en diciembre. La administración estadounidense también ha llegado a un acuerdo sobre la reforma fiscal.

La Ley de reducciones y empleos fiscales, que entró en vigor el 1 de enero de 2018, reduce permanentemente el impuesto de sociedades, alivia a las pequeñas empresas, reduce temporalmente los impuestos sobre la renta de las personas físicas y amplía la base imponible. Se espera que la pérdida de ingresos resultante de menores impuestos sea parcialmente compensada por los impuestos adicionales que las multinacionales estadounidenses cobran sobre los ingresos obtenidos en el extranjero. En conjunto, es probable que el estímulo fiscal proporcionado por la reforma impulse la actividad económica estadounidense, aunque también podría exacerbar los desequilibrios presupuestarios.

En Japón, la actividad económica sigue siendo fuerte y el mercado laboral continúa mostrando niveles cada vez mhas bajos de desempleo. El PIB real creció un 0,6% intertrimestral en el tercer trimestre de 2017 y los indicadores económicos recientes siguen apuntando a un crecimiento firme en el último trimestre del año pasado.

El mercado laboral japonés sigue en plena forma, con una tasa de desempleo que descendió hasta el 2,7% en noviembre, cerca de los niveles de principios de los años noventa. No obstante, las presiones salariales siguen siendo modestas, con un aumento de los ingresos nominales totales en efectivo del 0,9% en términos interanuales en noviembre. La inflación del IPC general anual repuntó en noviembre hasta el 0,6%, pero la inflación excluyendo alimentos y energía se mantuvo próxima a cero. 

En el Reino Unido, la actividad económica se recuperó ligeramente, habiendo disminuido notablemente en el primer semestre de 2017. El crecimiento del PIB real se aceleró ligeramente hasta el 0,4% en el tercer trimestre, según la estimación final. Los indicadores recientes apuntan a una continuación del crecimiento a tasas similares en torno al cambio de año. La inflación interanual medida por el IPC se desaceleró marginalmente al 3,0% en diciembre de 2017, desde el 3,1% registrado en noviembre, pero se espera que continúe pesando sobre la renta disponible.

En China, los indicadores de actividad económica apuntan a un crecimiento resistente. El PIB creció un 6,8% en términos interanuales en el cuarto trimestre del año. En conjunto, en 2017, la producción fue un 6,9% superior a la del año anterior, por encima del objetivo del 6,5% fijado por el Gobierno. La inflación de los precios al consumo registró un ligero incremento en diciembre, subiendo al 1,8% desde el 1,7% del mes anterior. La caída de la inflación en los precios de la minería y de las materias primas hizo descender la inflación de los precios de producción al 4,9% en diciembre, desde el 5,8% del mes anterior. 

Marc Fortuño

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *