Inicio / EuroZona / Aunque haya Brexit, la City no se escapara de la regulación de la UE

Aunque haya Brexit, la City no se escapara de la regulación de la UE

La Unión Europea quiere adoptar un enfoque estricto en la supervisión de la City de Londres después de la salida de Brexit, ha dicho Valdis Dombrovskis, el más alto funcionario de la Comisión Europea para los servicios financieros. También apuntó que cualquier relación futura entre la ciudad y el sector financiero de la UE tendrá que incluir altos niveles de supervisión para garantizar que el Reino Unido cumple con las nuevas normas.

El Reino Unido y la UE están manteniendo conversaciones para acordar una futura relación en materia de servicios financieros. Brexit anulará efectivamente el sistema actual de pasaporte.

Las normas sobre pasaportes permiten a las sociedades financieras de la UE vender sus servicios en el bloque de 28 miembros con una licencia local, en lugar de obtener una licencia para operar en cada uno de los países miembros en los que opera. Su utilización está vinculada a la pertenencia al mercado único europeo. Gran Bretaña abandona el mercado único como parte de Brexit y ya no podrá hacer negocios utilizando estas normas una vez que haya abandonado la UE.

Por lo tanto, hay que forjar una nueva relación. Gran Bretaña propone actualmente un sistema de la llamada “equivalencia avanzada”.

En el marco de la equivalencia, la UE reconoce que el régimen jurídico, reglamentario y de supervisión de un país no perteneciente a la UE es tan bueno como el suyo y permite a ese Estado el acceso al sector de los servicios financieros dentro del bloque. Países como Singapur y los Estados Unidos utilizan un sistema similar para comerciar servicios financieros con la UE.

El Gobierno del Reino Unido ha mantenido sistemáticamente que tratará de mejorar los requisitos existentes para la equivalencia de las normas entre la UE y los países exteriores. Pero para la UE, se quiere evitar la subcotización reguladora que podría dar a las empresas de la ciudad una ventaja sobre los competidores de la UE

Inicialmente, la UE se mostró escéptica con respecto a estos planes, alegando que no permitían al bloque una autonomía completa, pero se ha suavizado en las últimas semanas. Sin embargo, los comentarios de Dombrovskis sugieren que aún queda un largo camino por recorrer.

La UE no permitirá que el Reino Unido entre en un sistema de “superequivalencia”, para cubirirse inmediatamente todas las áreas de los servicios financieros.

Marc Fortuño

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *