Euribor - Blog de economía y del Euribor


¿Mediante qué artimañas nos engañan los bancos?

Concursante-517588187-mainUna de las películas más interesantes del cine patrio de la última década y que pasó sin pena ni gloria es el  “Concursante” tanto por la trama como por el fondo y es que al final uno se queda con la sensación de que los bancos te engañan, lo cual  la acerca más al documental que a la ficción.

Al final todos hemos pagado comisiones bancarias inesperadas de las que el banco no nos habló en ningún momento a la hora de contratar un producto financiero. Por no hablar del famoso tema de las preferentes, suelos de las hipotecas y otros engaños que en más de una ocasión han intentado colarnos sin que nos demos cuenta.

Pero, ¿es posible acabar con estas prácticas que los bancos utilizan para llevarse una parte de nuestro dinero? A la hora de contratar un producto bancario, las innumerables hojas de condiciones con letrita a tamaño 5 no facilitan para nada las cosas. ¿¡Quién se va a leer todo eso!?

No pretendemos que lo hagas (si no quieres quedarte ciego) pero sí nos encantaría que te quedaras a leer nuestro artículo de hoy, a tamaño legible, en el que te contaremos cuáles son los bancos que más nos engañan y cómo podemos detectar que nos están quitando dinero.

El famoso engaño de las comisiones bancarias

Uno de los engaños bancarios más temidos desde siempre, son las comisiones. Ese pellizco de dinero que poco a poco nos van quitando, por conceptos varios, y que a veces asumimos sin más hasta que un día nos enteramos que hay productos financieros que no tienen por qué estar ligados a una comisión.

Y si esto lo hubiésemos sabido antes… ¿cuánto dinero tendríamos ahora en nuestro poder? Simplemente os diré que en el pasado año, los bancos se metieron en su bolsillo, gracias a las comisiones que nos clavan a los clientes, nada más y nada menos que 18.400 millones de euros.

Y con esta cantidad, consideramos que ya no necesitan seguir timándonos de esta forma. ¡Ahora nos toca ser raudos y veloces contra sus artimañas para sacarnos los cuartos! Y para ello, el primer paso es responder a una pregunta: ¿eres tú uno de los que está pagando comisiones injustas, y encima no lo sabes?

Para poder poner orden a tu economía personal, lo primero de todo es aceptar que has pagado, o estás pagando comisiones. El hecho de caer en este tipo de engaños no se debe a falta de desconocimiento, sino a la picardía que los bancos tienen para meternos la mano en el bolsillo sin que apenas nos demos cuenta ;)

Así que no preocupes si eres uno de los que ve en sus extractos bancarios cómo mes a mes se pierde una cantidad de dinero por el camino a causa de las comisiones bancarias. Muchas veces, son comisiones inevitables, como las que van ligadas a la apertura de un préstamo o su subrogación, pero otras veces, podemos deshacernos de ellas para siempre, desde el momento en que las detectamos.

Pero, ¿cómo sabemos si una comisión es “justa y necesaria” y cuando no lo es? Aquí os facilitamos una tabla con las respuestas a vuestras inquietudes:

a1

Ahora que ya sabes qué comisiones son “obligatorias” y cuáles puedes esquivar, el siguiente paso es detectar si en tu banco estas pagando alguna de ellas, o si está al caer. Pero claro, nuestro tiempo es oro, y ponernos a revisar toooooodos nuestros movimientos hasta dar con las comisiones, es un verdadero aburrimiento. ¿Verdad?

Por eso, hay dos cosas que puedes hacer a partir de este momento:

  1. Seguir pagando comisiones y hacer como si no existieran (aunque esto sería como tirar todos los meses un poco de dinero por la ventana)
  2. Registrarte en NET y esperar un par de minutos a que la aplicación detecte por sí sola esas comisiones que estás pagando y no deberías, además de sugerirte qué hacer para tapiar para siempre ese agujero sin fondo por el que se cuela tu dinero.

¿Qué camino vas a elegir? Registrarse en Ahorro.NET es gratis y no te llevará nada de tiempo , mientras que si eliges la primera opción, estarás pagando por no hacer nada ;)

Los falsos productos financieros

Además de las comisiones bancarias, hay otro tema que está a la orden del día en los bancos y que desde el revuelo de las preferentes, nos ha hecho desconfiar de todos los productos financieros que nuestro banco intenta vendernos.

Hasta hace bien poco, confiábamos en la palabra de nuestro banco por ser el que entendía del tema, pero… ¿y ahora? ¿recelamos más de los productos bancarios “novedosos” que nuestro banco publicita?

Las noticias de estafa bancaria por parte de las entidades financieras siguen alimentando nuestro temor a caer en la contratación de uno de estos falsos productos financieros. Por ejemplo, el mes pasado un banquero vendía falsos bonos financieros a sus amigos y familiares, llegando a estafar 480.935€.

Pero no se dan estafas de este tipo todos los días, ni tiene por qué pasarnos a nosotros siempre y cuando seamos debidamente informados de las condiciones, y estemos seguros de su rentabilidad y de querer contratarlo.

Para una mayor seguridad, y evitar caer en la contratación de falsos productos financieros que prometen venderte el oro y el moro, aquí te dejamos unos consejos:

  1. Lee bien la letra pequeña, y pregunta en tu banco todas las dudas que se te planteen, por estúpidas que te parezcan. Con esto podrás aclarar tus cuestiones además de ver la actitud de la persona que te informa (¡desconfía del producto si la persona no está debidamente informada y parece nerviosa!)
  2. No contrates productos que no te dejen dormir tranquilo. Cíñete a aquellos productos que conoces de siempre, y nunca te embarques en una nueva aventura de inversión (como invertir en bolsa) si no estás seguro de ti mismo, aunque en tu banco te prometan que no pasará nada.
  3. Visita nuestro blog con frecuencia, para estar al tanto de nuestros consejos de ahorro, entre los cuales encontrarás muchos sobre qué tipo de cuenta bancaria elegir, cómo rentabilizar tu dinero, cómo funcionan los planes de pensiones

Bancos recomendados por Ahorro.NET

Estar bien informado para no caer en la contratación de falsos productos, o terminar accediendo a pagar comisiones injustas que en otros bancos no estaríamos pagando, es la clave para mantener tu salud financiera intacta (¡además de la de tu propio corazón!).

Por eso, en este artículo no sólo queremos aconsejarte sobre los tipos de engaños más frecuentes y cómo evitarlos, gracias a la aplicación de Ahorro.NET y los consejos en el blog, sino que también queremos proponerte una recomendación de los bancos que en Ahorro.NET tenemos como amigables :)

Y para ello, aquí te dejamos una tabla con los bancos a los que deberás acudir si quieres dejar de pagar comisiones injustas:

a2

Pero si tú también conoces algún banco “amigable”, ¡puedes recomendarlo en un comentario! Y así, entre todos, evitaremos caer en los timos bancarios que tanto dinero nos hacen perder ;)

Ana Moreno es graduada en Administración y Dirección de Empresas. Colabora en Ahorro.NET con la intención de compartir todos sus conocimientos financieros de forma amena. Y su lema: “No hay nada difícil de explicar; tan sólo se trata de encontrar las palabras correctas”

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (71 votos, media: 2,70 sobre 5)

Escrito por Carlos Lopez el 20 de noviembre de 2014 con 60 comentarios

Noticias de idealista.com:

Mapas de la globalización

Hace medio año vimos por aquí un interesante mapa que mostraba la globalización a través de las rutas de transporte marítimo, quedaba así:

Una bonita manera de ver como están comercialmente conectados todos los países.

Recientemente DHL ha realizado un estudio en el título “Global Connectedness Index” en el cual analizan el estado actual de la globalización. Así queda el cuadro con los 40 más globalizados y los 40  menos globalizados.

rnking

De  manera gráfica, el intercambio de merccancías sería así:

global

Que puesto en un mapa lo veríamos de esta manera.

global2

Realmente no sé como medir la globalización ya que no es algo exclusivamente económico, es también algo cultural y eso no suele ir por barco. Recientemente en QZ publicaron otro mapa que quizás explique mejor este fenómeno. Las llamadas internacionales.
mapa

El turismo (para que se vea mejor, elimino parte de Asia y Australia)

turismo

Y para terminar un curioso mapa que muestra todos los países involucrados en un producto tan aparentemente sencillo como la Nutella.

nutella-map

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (39 votos, media: 4,18 sobre 5)

Escrito por Carlos Lopez el 19 de noviembre de 2014 con 54 comentarios

La utopía de la competencia perfecta

cnmcEn los años en que estudiaba (o lo intentaba al menos) todos los profesores de economía que tuve se empeñaron en demostrar las bondades de un mercado perfecto en el que la libre competencia era la norma; de hecho, buena parte de las teorías económicas de las distintas escuelas parten del supuesto de la competencia perfecta para elaborar sus enunciados. Dentro del campo de la legislación económica, desde la Constitución hasta buena parte de las Leyes, exposiciones de motivos, reglamentos, etc. de nuestro Ordenamiento Jurídico defiende un modelo de mercado en el que la libre competencia sea el motor y la inspiración de nuestra economía. Hasta que salimos del papel. Y nos encontramos con la realidad: la libre competencia, entendida como una gran masa de ofertantes que compiten entre sí en igualdad de condiciones y que no tienen poder para influir individualmente en la regulación de los mercados es una utopía tan grande como la creencia en la bondad innata del ser humano.

De esta forma, los reguladores económicos que intentan defender, promover y restaurar la competencia al libre mercado se encuentran con que, ni es una situación natural de equilibrio en los mercados, ni es una situación deseable o deseada por los actuantes en los mismos (llámese empresas y Gobiernos principalmente). De hecho, por muchos esfuerzos que los reguladores de los mercados hagan para instaurar la libre competencia, imponiendo sanciones a las empresas que abusen de su posición dominante o incluso obligando a las empresas monopolistas a ceder parte de su negocio o a desmembrarse en varias empresas (como ocurrió con la Standard Oil de Rockefeller), lo cierto es que, al cabo de un cierto tiempo, el mercado vuelve a concentrarse en unas pocas empresas dominantes, lo que parece dar a entender que el equilibrio real de los mercados se da cuando se alcanza el oligopolio.

¿Cómo afecta esto a nosotros, los pobres ciudadanos consumidores?

En una situación de competencia perfecta en un mercado, ningún ofertante o demandante tiene poder suficiente para afectar al precio de mercado, existen multitud de empresas que ofertan unos bienes bastante homogéneos y que compiten vía precio para ofrecer a una multitud de consumidores la mejor calidad al mejor precio, dedicando a ello el máximo excedente que su estructura de costes les permite.

Por el contrario, en una situación de competencia imperfecta, como son un mercado oligopolista o monopolista, los ofertantes con un peso significativo en el mercado son pocos (o uno solo), lo que lleva a situaciones de restricción de la producción para fomentar una elevación de los precios, dando lugar a unos mayores márgenes o excedentes que engrosan las ganancias de las empresas dominantes. Los defensores de estos mercados aducen que estos excedentes fomentan la concentración de capital que permite la financiación de grandes proyectos de investigación, así como el aprovechamiento de las economías de escala que se originan al concentrar la producción en unas pocas empresas.

La realidad es que esos excedentes tienen otra misión que no es otra que la retribución del capital de las empresas. Tanto es así que en muchas ocasiones la búsqueda de esta retribución al capital determina la actuación de las empresas, es decir, para las mismas es más importante el reparto de dividendos a los accionistas que el buen servicio a sus clientes vía calidad de producto o precio asequible.

En España, el ejemplo más claro y que más está dando que hablar lo tenemos en el sector energético. Tanto el sector eléctrico o gasístico, como el sector de la producción y venta de hidrocarburos están en manos de unas pocas empresas. Empresas que, como en todo oligopolio, prefieren cooperar entre ellas que competir, lo que les permite la acumulación de recursos para acometer proyectos de inversión de envergadura, por un lado, y para satisfacer las retribuciones correspondientes al capital aportado por sus inversores, por otro. La consecuencia no puede ser otra que el trasvase vía precio de recursos de los consumidores a estas empresas y sus accionistas. Y en nuestro país, este trasvase además es sangrante, porque aunque los oligopolios estén presentes en casi todos los mercados y en casi todos los países, los reguladores estatales de los países de nuestro entorno son mucho más efectivos y cuentan con más medios para forzar a las empresas a aceptar medidas de fomento de la competencia (o de disminución de los abusos a los consumidores, que viene a ser lo mismo).

En España, y aquí podríamos hablar de toda una tradición independientemente del partido que haya gobernado, existe una especial vinculación entre el poder político y el poder empresarial en doble sentido: por un lado los distintos Gobiernos favorecen (o simplemente miran para otro lado) en los casos en los que las empresas dominantes necesitan absorber más excedentes del mercado para hacer frente a sus proyectos de inversión o a sus necesidades de retribución de capital y, por otro, las empresas pagan estos favores posibilitando una “jubilación” más que honrosa a los políticos que les han favorecido creándoles puestos en sus consejos de administración con generosas remuneraciones.

Es así que se entiende que las empresas que más han crecido en los últimos años, sobre todo en el aspecto internacional, en sectores clave de la economía como son las empresas petroleras, las eléctricas y las de telecomunicaciones, cuenten con un alto número de expolíticos en sus consejos de administración y, al mismo tiempo, los consumidores estemos pagando los precios más altos de toda Europa por los servicios que estas empresas ofrecen (ejemplo de la electricidad). Esto sólo significa una cosa: que los consumidores estamos pagando, con el beneplácito de nuestros gobernantes, los planes de expansión internacional de estas empresas consideradas estratégicas, por no hablar del enriquecimiento de sus grandes accionistas.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (71 votos, media: 4,63 sobre 5)

Escrito por Manuel González el 18 de noviembre de 2014 con 70 comentarios

Nadie es lo que parece

puntoDurante el curso escolar cada día voy caminando a buscar a mi hija a la salida de la escuela y paso por un “punto verde” en el que desde hace ya años hay un espacio para que los vecinos que quieran puedan, en lugar de tirarlos a la basura, dejar sus libros y así que otro pueda recogerlos. Y como los libros existen precisamente para ser leídos y a todos nos falta espacio en las casas, la iniciativa resultó ser un éxito. Gracias a saber que su destino iba a ser útil me decidí a hacer una limpieza en mi biblioteca y creo que muchos pensaron lo mismo. A diario me entretengo un momento a ver si hay novedades y a veces tomo algún volumen, lo leo y lo devuelvo o si me parece didáctico –como una colección entera de biografías- lo dono –tras leerlo- a la biblioteca de la escuela de mi hija y alguna vez me quedo con alguno. También dejan revistas antiguas, personas que de repente se deciden a tirar, por ejemplo, los “Fotogramas” que conservaban y me sorprendo ojeando una portada de hace 15 años. Y he encontrado algunas cosas muy curiosas pero quizás lo que más me llamó la atención fue el “The Economist” que salió el fin de semana siguiente al 11 de septiembre de 2001 en el que por cierto se habla de Aznar y el Plan Ibarretxe como ahora podría comentarse de Rajoy y Mas.

No sé hasta qué punto esto de intercambiar libros en los “puntos verdes” es algo común pero es una iniciativa muy buena y como dije, gracias a ella me pasé el año pasado leyendo biografías –por cierto, tan bien conservadas que dudo que su dueño anterior las hubiera leído- de personajes famosos de la historia descubriendo que salvo mi adorada Marie Curie casi todos los “genios” eran bastante impresentables y egoístas cuando no mala gente y entre los grandes estadistas lo mismo, ni siquiera Gandhi –autoritario con su familia y tremendamente contradictorio en sus actuaciones políticas- parecía majo. Decir que estaban todos enamorados de sí mismos es lo más suave que se me ocurre. Inevitablemente, comprobar cómo los “elegidos” por la Historia no son buenos, me lleva a preguntarme si a la gente le pasa lo mismo, si en el fondo somos mucho peores de lo que nos creemos…

El caso es que con algunos personajes he profundizado un poco y he leído más sobre ellos. Uno de ellos es Karl Heinrich Marx (1818-1883), famoso por haber inspirado el marxismo. Su biografía tiene algunos puntos muy curiosos: aunque sus abuelos eran rabinos, su padre abjuró del judaísmo lo que le abrió a Karl más posibilidades laborales (que ciertamente no aprovechó) y él mismo fue muy crítico con las religiones pero especialmente con la judía. La familia de su madre –el mundo es un pañuelo- está emparentada con los que años más tarde fundarían la holandesa Philips. Para mí, lo más llamativo de la juventud de Karl es que se enamoró de una bella aristócrata –hermana de un ministro prusiano- 4 años mayor que él y que, contra todo pronóstico (él era muy feo), no sólo le hizo caso, además esperó 7 años de noviazgo antes de que su padre –que “obligó” a Marx a estudiar antes en la universidad derecho y filosofía- permitiera el matrimonio. Esta mujer, llamada Jenny, le idolatró durante toda su vida y aceptó la pobreza a la que Karl le condenó, los destierros, los encarcelamientos –que ella misma sufrió-, la muerte de 3 de sus 6 hijos…  Y sus fracasos, tanto como periodista (más por las censuras de los gobiernos que por él, cerró varias publicaciones) como autor de ficción (sí, no sólo escribió ensayos) como revolucionario (no vio triunfar ninguna a pesar de lo ilusionado que estuvo con la de 1848) e incluso como filósofo puesto que sus libros, que tanta fama le dan ahora, no fueron ningún éxito de ventas entonces. Gran parte de su vida sobrevivió gracias a la ayuda financiera de Engels, industrial alemán afincado en Londres.

Uno de los puntos más negros de la biografía de Karl Marx es que la madre de Jenny, apiadada de la mala situación económica de la familia, les mandó una sirvienta –pagada por ella- para que ayudara en la casa y Karl Marx, en una extraña forma de pagar la devoción de su esposa y el favor de la suegra, tuvo un hijo con ella sin que por eso Jenny le abandonara. No parece fuera su único desliz extramatrimonial. Por cierto, criticó duramente a Bolívar al que despreciaba (“el canalla más cobarde, brutal y miserable”), el libertador cuyo nombre se usa como adjetivo de las “repúblicas bolivarianas” actuales tan afines al marxismo. Pero lo que quizás pueda llamar más la atención de Marx, dada la influencia tan grande que ha tenido entre los anti-capitalistas, era su afición a especular en la bolsa, comprobada en varias cartas escritas de su puño y letra. Además, lo hacía en el corto plazo y buscando rápidos beneficios y sus biógrafos intuyen que no le debió ir nada bien puesto que era más famoso por sus deudas que por sus ingresos. Aunque tras su defunción -15 meses después de la de su sufrida esposa- su figura ganó mucho peso, en vida no consiguió el éxito que esperaba. De hecho, no es descabellado pensar que el fracaso económico que fue su vida en las diferentes sociedades capitalistas donde residió (Prusia, Francia, Bélgica, Inglaterra…) y en todas y cada una de las actividades que realizó influyeron en sus escritos. Sus teorías han resultado importantes en campos tan dispares como la filosofía, la sociología, la economía y la historia y lo mejor de este personaje es que, al contrario que otros, dejó suficientes escritos de su puño y letra para que no haga falta buscar interpretaciones de terceros –aunque por supuesto las hay- sobre lo que realmente pensaba. Eso sí, la figura de Marx no se explica sin la de Engels. Como ejemplo de ello, fue él el que publicó la mayoría -2 de los 3 volúmenes- de su principal –y espesa- obra “El Capital” –que, junto al Manifiesto Comunista, es lo único que he leído de él- tras la muerte de Marx y si bien utilizó manuscritos del difunto es evidente en esa, como en otras publicaciones, su fuerte influencia.

Yo creo que las ideas están por encima de la personalidad de quien las expresa y si la música de Wagner es hermosa a pesar de su carácter y sus opiniones, las contradicciones de la vida de Marx para nada desacreditan sus planteamientos: la coherencia no es una cualidad muy abundante entre las grandes figuras de la Historia.Puede choque que el supuesto “padre” del comunismo haya sido un burgués con sirvienta al que le gustaba especular en bolsa pero no olvidemos que Adam Smith, supuesto “padre” del liberalismo, era un funcionario que predicaba sobre el comercio internacional libre y sin trabas a la vez que ejercía de comisionado de aduanas. El dicho “Haz lo que digo que no lo que hago” se aplica una vez más.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (59 votos, media: 4,32 sobre 5)

Escrito por Droblo el 17 de noviembre de 2014 con 101 comentarios

La viñeta de la semana

euribor-politica-dice-jrmora

Más viñetas en la categoría de “Humor” del blog

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (22 votos, media: 4,18 sobre 5)

Escrito por jrmora el 15 de noviembre de 2014 con 2 comentarios

La semana en los mercados

retrovisorA pocas semanas de acabar el año es fácil mirar atrás y comprobar cómo muchos temas que han ocupado la atención de los medios y en los foros en 2014 han sido como estrellas fugaces ya que aunque no han desaparecido de la actualidad, ya casi nadie habla de ellos: desde la polémica por monarquía o república que saltó tras la abdicación del rey hasta el pánico por el ébola (que nos iba a dejar sin turistas según algunos) en España pasando por asuntos internacionales como el avión malayo desaparecido o el –largo ya- conflicto armado de Siria y el ISIS. En economía pasa igual y ya apenas se comenta acerca de los meses que lleva Argentina en situación técnica de default o de la complicadísima situación económica rusa golpeada por las sanciones, la bajada del precio del crudo y la extrema debilidad del rublo. Y sin embargo son factores que siguen ahí –junto con muchos otros-, que suponen un riesgo y que no deberían ser olvidados.

Uno de esos problemas “ocultos” que ha vuelto  la actualidad es Ucrania. Hubo un alto el fuego, hubo a finales de octubre unas elecciones parlamentarias en el país donde los famosos nazis –excusa para todo- apenas consiguieron representación pero eso no ha sido obstáculo para que un par de regiones del este del país tengan una gran proporción de población que prefieren ser antes rusas que ucranianas y no aceptaran los resultados y convocaran pocos días después otras elecciones. La semana pasada Kiev decidió seguir suministrando gas y electricidad a las regiones separatistas, pero “mientras los territorios de Donetsk y Lugansk estén controlados por impostores, el presupuesto central no enviará fondos allí” lo cual rompe la ficción de que el país sigue unido (hay que apuntar que Donetsk y Lugansk hace meses que no pagan impuestos) y arroja dudas sobre el acuerdo –vital para gran parte de Europa- que garantiza el suministro de gas ruso a través de Ucrania este invierno. La OTAN el miércoles denunció que tropas rusas habían pasado la frontera otra vez, Rusia lo desmintió… Contra noticias así poco pueden hacer las políticas de manipulación monetaria que parece son las únicas que están dispuestas a llevar a cabo los dirigentes mundiales. Dudo mucho que los graves problemas geopolíticos y económicos del mundo puedan resolverse con iniciativas de bancos centrales presionados por políticos ante su incapacidad para hacer algo por sí mismos.

Un inciso: Esa injerencia política directa que hemos visto en Japón en el que un primer ministro determina qué política monetaria debe aplicar el banco central no es habitual en Occidente – sí lo es en China- donde se presume de la teórica independencia del banco central. Pero dicha independencia no existe: la FED es propiedad de los bancos norteamericanos y en teoría ninguna de sus decisiones tiene que ver con el poder ejecutivo si bien en la práctica su funcionamiento está regulado por una ley política y su consejo de gobierno –incluida la gobernadora- es nombrado por el presidente y confirmado por el Senado. El BCE, que también presume de independencia, lo es aún menos: es una institución pública en la que mandan los bancos centrales de cada país que suelen ser cargos elegidos por gobierno y Parlamento. Es más, la FED parece más independiente que el BCE porque la FED no compra deuda de ninguno de los estados de la Unión mientras que BCE sí lo hace financiando –contra su propia normativa- a estados.

A pesar de la vuelta a escena del problema de Ucrania los mercados siguen viviendo de la euforia contenida de Wall Street que sin grandes movimientos va acumulando máximos históricos con la ayuda sobre todo de los valores tecnológicos cuyo índice –el Nasdaq- está en niveles de hace 14 años y medio –justo tras el estallido de la burbuja .com-, de hecho si vemos el listado de las 20 compañías norteamericanas más grandes por capitalización bursátil podemos apreciar su enorme “peso”:

11-11

En Europa no hay tanto optimismo y da la impresión que cualquier debilidad desde el otro lado del Atlántico provocará fuertes caídas pero mientras tenga a Wall Street y a las bolsas de Japón y China como aliadas, el rally fin de año es posible. No obstante, no sale una noticia buena sobre la economía europea ni por casualidad…

Hablando de Europa, Juncker, recién nombrado presidente de la Comisión Europea, ayudó desde su cargo de primer ministro de Luxemburgo a que muchas empresas dejaran de pagar impuestos en sus respectivos países. Esta noticia, que suena muy escandalosa, en realidad no es más que lo de siempre: todos sabemos que Luxemburgo es un semi-paraíso fiscal dentro de la Eurozona y criticar a cualquier dirigente político de aquel país es un poco absurdo ya que el quid de la cuestión es que en la Eurozona no debería existir un miembro con una fiscalidad claramente ventajosa. No se puede hacer una unión con libertad absoluta de capitales sin una unión fiscal, por eso –entre otras muchas razones- la Eurozona está moribunda. Ojalá le cesen porque es un personaje que no es de mi agrado pero lo dudo mucho ya que sospecho que a Juncker se le culpa por defender los intereses de su país utilizando las leyes nacionales que la Eurozona permite, es decir, lo que creo que hizo –y sigue haciendo- Luxemburgo es aprovecharse de las deficiencias de una Unión que no lo es por mucho que sigamos insistiendo en la ficción de que lo es.

Links.-

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (26 votos, media: 4,69 sobre 5)

Escrito por Droblo el 14 de noviembre de 2014 con 66 comentarios

Promesas y paciencia

48579_relEl pasado Domingo, El País publicaba un interesante artículo titulado “Los caramelos de Podemos” en donde analizaban la estrategia de Podemos y la enlazaba con el experimento de los Marshmallows. Veamos que tienen que ver las nubes de azucar con la política y la economía.

Walter Mischel y Ebbe B. Ebbesen de la Universidad de Stanford realizaron en 1970 un estudio para comprender cómo afectaba el autocontrol en el comportamiento de los niños.

Para ello se reclutaton a niños de ambos sexos y les llevaron a una sala, vacía de distracciones, donde en una mesa tenían un regalo de su elección (como Mrashmallows y galletas Oreo). Los niños podían comer el dulce pero se les indicó que si esperaban quince minutos y serían recompensados ​​con un segundo regalo. Mischel observó como algunos niños se daban la vuelta o cubrían sus ojos para no ver los dulces, otros pataleaba y otros directamente se comían la chuchería.

Los resultados fueron que una minoría comieron el dulce de inmediatamente pero solo un tercio del total pudo esperar lo suficiene como para conseguir el premio.

Pasados unos años, a mediados de los 80, enviaron un cuestionario a los cerca de 550 personas a las que había realizado el experimento llegando a la conclusión de que los niños, cuanto más habían esperado a comerse la golosiona mejores notas  habían sacado en los exámenes de acceso a la universidad, además los niños con más paciencia tenían un menor índice de grasa corporal, mejor sentimiento psicológico y menos propensión a tomar drogas.

La clave para entender el experimento está en lo que Mischel llama los dos sistemas del cerebro, uno que denomina “caliente” que es simple y emocional y otro “Frio” que es más racional y estratégico. Seguro que conocéis a mucha gente que se comporta de una manera u otra, de hecho a una persona fría siempre se le suele añadir lo de “calculadora”.

El estudio es realmente interesante y durante años se han sacado infinidad de conclusiones  entre las cualesestán las económicas y sobretodo políticas, pero me surge una pregunta. ¿Que haría el niño, si después de haber esperado los 15 minutos no le dan el  Mashmallow prometido? ¿Cómo le habría afectado a largo plazo?.

Pues así estamos…

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (83 votos, media: 4,55 sobre 5)

Escrito por Carlos Lopez el 13 de noviembre de 2014 con 55 comentarios

¿Está tu dinero a salvo? Conoce los 4 timos bancarios más utilizados

La semana pasada el Whatsapp realizó una actualización que ha sido bastante discutida, la del “doble check” azul o la comprobación, con fecha y hora, de que un mensaje se ha leído. Era algo que pedían muchos usuarios pero que otros lo aborrecen porque lo ven como una amenaza para su privacidad. No voy a entrar en la polémica pero muchos buscan como evitar ese doble check azul y ahí, hay negocio.

El problema es que si hay un sector que sabe moverse muy bien y rápido es el ilegal,  en este caso un servicio que promete solucionar el problema mencionado pero que en el fondo te suscribe a un servicio de SMS premium.

2014-11-10_084634

Son muchos los peligros que acarrean las nuevas tecnologías para nuestro dinero, por lo que si no estamos en guardia, puede que terminemos cayendo en manos de estafadores. Pero, ¿qué podemos hacer para salvaguardar nuestro dinero de estas redes de mafiosos?

Tener conocimiento sobre su existencia es el primer paso para estar alerta ante cualquier mensaje o noticia que visualicemos en la red. Pero como toda precaución es poca, hoy queremos hablaros sobre los 4 timos bancarios más frecuentes, y cómo podemos detectarlos para no caer en ellos. En este caso no es una simple suscripción a SMS premium, hablamos de algo mucho más dañino para tu cartera.

Los timos bancarios y sus diferentes disfraces

En forma de web de tu banco de confianza, mediante un correo personal que aparenta ser totalmente legal, a través de virus, mediante un falso aviso de utilización de tu tarjeta… Los “amigos de lo ajeno” emplean miles de artimañas para dejar nuestras cuentas a cero en menos de lo que canta un gallo.

El ingenio de los timadores parece no tener límite, por lo que el resto de usuarios, no tenemos otra opción que entrenarnos ante el ataque de estafas que amenazan durante nuestra navegación por la red.

Los conocidos “yo sólo abro lo que me mandan al correo” o el “sólo meto mis claves en mi banca online”, son una de las principales vías que los estafadores utilizan para llegar al usuario, y finalmente a sus cuentas. Pero hay muchos más, veamos todos ellos.

El timo de la “cuenta bloqueada” y otras formas del Phishing

phishing BBVA

Este es el tipo de timo en el casi caigo y es que si hay algo que nos produce un pánico tremendo, es un aviso de que una de nuestras cuentas han sido bloqueada. Y es que los sustos con el dinero, no nos gustan a nadie… Un embargo, una cuenta robada o cualquier otro motivo, dan para un bloqueo de nuestra cuenta.

(más…)

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (50 votos, media: 4,00 sobre 5)

Escrito por Carlos Lopez el 12 de noviembre de 2014 con 49 comentarios



« Artículos más antiguos

Artículos más nuevos »


Contáctenos - Terminos de uso y cookies