Inicio Articulos Estrategia militar aplicada a la búsqueda de empleo

Estrategia militar aplicada a la búsqueda de empleo

8

Cuando la gente oye la palabra «poder» le suelen venir a la mente connotaciones negativas, salvo que sea una persona ambiciosa o manipuladora.

Sin embargo el poder, que se obtiene con una estrategia sólida, no es ni bueno ni malo. De hecho es amoral. La moral entra en juego en función de los objetivos que persigamos con el poder: la paz mundial o el fin de la vida sobre la Tierra son objetivos que se pueden alcanzar en base a nuestra capacidad de inspirar, incidir, manipular, alterar, consciente o inconscientemente, el comportamiento de los demás.

Como en muchas otras facetas del saber humano, la guerra va un paso por delante en materia de estrategia y poder. No en vano somos mucho más primarios de lo que nos gusta aceptar.

Algunas estrategias ganadoras

Del extenso compendio de estrategias militares que pueden aplicarse a la economía, nos podríamos quedar con algunas de las siguientes:

Identifica al enemigo: nada hay más difícil de ganar que la batalla contra un enemigo inexistente o mal identificado. Cuando los problemas económicos llegan a nuestra familia, podemos darle la culpa a la crisis económica y orientar nuestras iras hacia ella, pero este no es nuestro enemigo. No uno al que podamos atacar. Reducir nuestros gastos y tratar de aumentar nuestros ingresos es nuestra única estrategia, al presupuesto familiar es el campo de batalla.

Para vencer al enemigo, primero debes vencerte a ti mismo. Si no dominas tu mente, no estás en paz contigo mismo, has perdido la batalla antes de empezarla. Retírate durante un tiempo y trata de encontrar tu equilibrio interior. Sólo cuando la calma invade tus pensamientos se puede uno plantear la lucha. Si has perdido un trabajo y sientes que es culpa tuya, no busques otro enseguida. Date una semana para reflexionar, analizar qué has hecho mal y cómo vas a evitarlo en un futuro; comprende que no hay víctimas ni culpables, sólo contrataciones y despidos. Una vez tengas eso claro, empieza a buscar trabajo.

Transforma tu guerra en una cruzada: buscar trabajo no parece que sea un objetivo demasiado elevado. Pero si afrontas esta búsqueda como el inicio de una nueva vida para ti y los tuyos, en una empresa o en un negocio propio que te permita vivir bien y disfrutar del tiempo de ocio y del trabajo, harás de esta campaña la más motivadora de tus batallas.

Elige las batallas con cuidado: los militares, al igual que los economistas, han de comprender que los recursos son escasos. En tiempo y en dinero. No se trata de ser el mejor en todas las entrevistas de trabajo que uno hace, ni buscar en todos los sectores ni completar todas las webs de búsqueda de empleo que uno conozca. Se trata de ser el mejor en lo que valga la pena serlo. Decide que tipo de trabajo quieres y vuelca todo tu esfuerzo en ese sector. Oportunidades hay muchas, pero no podemos optar a todas a la vez.

No ataques el primero, deja que sea el enemigo quién se canse avanzando: mucha gente cuando deja de trabajar en una empresa o cierra su negocio, se pone a bramar a los vientos que está desempleado y busca trabajo. Nada más molesto hay que una persona que no pierde oportunidad de quejarse y reclamar que le ayudes a encontrar un empleo. Muchas veces los mejores empleos llegan a nosotros sin que nosotros los busquemos de forma directa. Facebook, Twitter, LinkedIn y muchas otras herramientas pueden ser tu escaparate. Un curriculum virtual puede sorprender más a un reclutador que se lo encuentra navegando por la Red que cuarenta emails con información estática. La Red y tus redes de contacto están para que las uses, la gente quiere dar, y muchas veces sin pedir nada más que tu cariño a cambio.

En próximos días seguiremos con algunos preceptos estratégicos que nos pueden ser de utilidad para vencer a la crisis económica. En general, podríamos decir que la mitad del trabajo está hecho si mantenemos nuestras preocupaciones en un nivel productivo e impedimos que nos paralicen. Mañana, sin duda, el Sol volverá a salir.

¡Comenta!

Notificame
Ordenar por:   Nuevos | Más antiguos | Más votados
Tengo 38 años Llevo trabajando desde los 16 años con la única excepción del servicio militar, que hice a los 19. No he estado nunca en el paro. He trabajado de muchas cosas, unas veces por cuenta ajena y otras por cuenta propia. Siempre he tenido las cosas muy claras hasta ahora. Ahora soy autónomo. Cada vez hay menos trabajo. En mi sector no conozco a nadie al que le vaya medianamente bien. Siempre me gusta planificar las cosas con antelación y quizás soy una persona que vive preocupada siempre por el futuro. Empezé mi proyecto con ambición, ideas claras… Leer más »
Hola pepelu. 1 No ha sido el mejor año para muchas personas, no eres tú sólo. 2 Es humano sentirse fracasado, pero eso nos bloquea y en consecuencia vemos las cosas más negras. 3 No tienes el lujo del tiempo, pero sí puedes respirar, domingo al sitio más cercano dónde vivas en la naturaleza, lago, río, bosque, playa, montaña… Con un bocata y agua, la familia te lo agradecerá, y tú RESPIRA. El lunes todo seguirá igual pero tú lo veras menos negro. 4 ¿Qué te hace diferente en el sector? ¿ qué ofreces tú, que otros no pueden? 5… Leer más »
Por eso me gusta leer sobre estrategia militar, es una escuela de la vida, en las guerras todo vale, lo unico importante es lo que uno «puede» hacer y lo que es incapaz. Debes conocer el rival, la tecnologia, el campo de batalla. Debes tener la extrategia correcta, saber utilizar tus armas, tus recursos, ser prudente y osado. Es necesaria tener información fiable, tanto tuya como del enemigo, muchas veces obtener información de tu propio ejercito es mas dificil que hacerlo del contrario. Debes rodearte de gente capaz, honesta, en la que puedas confiar. A veces hay que saber retirarse:… Leer más »
Dalpim le diría que la estrategia militar más que ganar debe buscar no perder. A veces hay ataques que sólo buscan desgastar al otro sin que se pueda ganar. Y otras veces, como se dice, una retirada a tiempo es una victoria. El que sale vivo hoy puede volver a luchar mañana. O sea, que no es lo mismo ganar que no perder. Incluso puedes ganar en victoras pírricas. Eso le pasó a Pirro en la invasión de Italia. Ganaba las batallas pero con más pérdidas que el enemigo. En la última que libró, cuando los generales y pelotas fueron… Leer más »
Pepelu, ánimo. mucho ánimo y no es un buen año, para casi nadie. También soy autónomo, además trabajo en el sector financiero, me he reinventado, me he metido en otros negocios, trabajo a media jornada (de 8 a 20 horas) gano una ínfima parte de lo que ganaba…pero tengo claro que esta situación NO puede conmigo. Todos los consejos que te han dado, maravillosos….espero que las frases que te dejo te ayuden. Animo. Un abrazo. Antonio García Guerrero. «¿Cual es la fórmula del éxito? Trabajar duro, dejar siempre el listón lo más alto posible, paciencia, constancia, seriedad y pasión….» «¡Hay tantas… Leer más »

Bucan, estoy totalmente de acuerdo contigo. Lo que realmente se busca en estrategia militar es no perder. Lo que pasa es que es taba haciendo una pequeña arenga.

Pepelu, no he podido resistir contestar a tu post. En primer lugar, quisiera decirte que m e hago cargo perfectamente de las circunstancias que estás pasando, pues el que más y el que menos o está en esta misma situación o lo va a a estar próximamente. Además de esto, quisiera añadir que no debes esperar a que la situación vaya a peor para definir un plan alternativo. Es posible que la situación actual pueda mejorar en los próximos meses, pero también es cierto que es posible que esto no suceda y en todo caso tenemos que ponernos en esta… Leer más »
wpDiscuz