Bolsa - Euro - hace 2 semanas

Dificultades en la integración tras las elecciones europeas

Lo lejos que hemos llegado de los días de auge del euro cuando la presidencia de Macron llevó a los inversores a apostar por una alianza pro-europea Macron-Merkel para seguir adelante con la integración europea.

Ahora, a siete semanas de las elecciones parlamentarias europeas, la mayoría de los analistas e inversores se muestran pesimistas respecto a las perspectivas de la integración europea, pronosticando que los populistas ganarán terreno. La confusión de Brexit solo aumenta el malestar.

Sin embargo, desde Goldman Sachs, basado en una encuesta, es que los partidos populistas o euroescépticos obtendrán entre el 20 y el 25 por ciento de los escaños en el parlamento y que el Partido Popular Europeo y los Socialistas perderán su mayoría, necesitando depender de los Verdes o de los Liberales para una mayoría.

Este escenario resultaría en un parlamento fragmentado con más influencias populistas, y posiblemente más cohesivas, que ejercerían presión sobre el proceso legislativo que se fragua en la Unión Europea.

A ello se le une que, en principio, habrá 705 miembros del Parlamento Europeo en la elección, una disminución de 751 en 2014 debido a que el Reino Unido no participará en la votación.

Con el aumento de los partidos en general y el aumento de los partidos euroescépticos, el espectro político es más extenso que nunca, lo que significa que los votantes europeos y su parlamento estarán más polarizados políticamente. Con divisiones tan fuertes en temas importantes, las batallas clave probablemente se libren en políticas e ideologías, la lucha contra la migración.

Si bien las tendencias de votación muestran que los partidos principales lograrán retener la mayoría de los escaños, la dinámica de poder cambiará casi sin duda: las encuestas y las elecciones europeas locales indican que los partidos principales, como el grupo Socialists & Democrats, sufrirán las mayores pérdidas. Si bien el European People’s Party está configurado para obtener el mayor número de escaños, se espera que no pueda alcanzar el umbral mayoritario del 50% por sí solo. Esto significa que el PE estará formado por más coaliciones, con una mayor presencia de la derecha populista.

Este bloque de derecha populista probablemente contendrá partidos más nuevos con bases nacionales importantes, como Liga, AfD y Rally Nacional. También se espera que la Unión Demócrata Cristiana de Angela Merkel (CDU), aunque no es de extrema derecha, constituya una gran presencia del partido nacional. Los partidos tradicionales se están reduciendo y los nuevos partidos ganando terreno significarán una menor eficiencia legislativa.

Share

 

¡Comenta!

Notificame
avatar
wpDiscuz