Articulos - Por si te lo perdiste - 30 enero 2019

El Robin Hood que roba datos a los millenials y se los da a los tiburones de Wall Street

Robin Hood en indio se dice Baiju Bhatt, bueno no exactamente pero casi. Baiju Bhatt era un programador de plataformas de trading de alta frecuencia (HFT) que un día se le ocurrió una idea, reducir al mínimo el coste del ‘trading’ (principalmente las comisiones) y así abrir la puerta de los mercados financieros a un mayor número de personas.

Y crearon la empresa la llamaron Robin Hood y se convirtió en una de las empresas tecnológicas de moda, con una valoración por encima de los 5.000 millones de dólares.

Lo que hicieron tiene mérito, redujeron tanto el coste para invertir en bolsa que lo dejaron en cero. Mientras que otras plataformas te cobraban de media unos 7$ dólares por operación, ellos lo hacían gratis. Es un modelo de negocio al que nos estamos acostumbrando en Internet, nos dan gratis lo básico y luego tienes que pasar por caja para los servicios premium.

Pero no debemos olvidarnos de un par de cosas.

Por un lado, como hemos comentado muchas veces por aquí, cuando te ofrecen algo gratis es porque el producto eres tu. Guarda tu sucio dinero y dame tus datos.

Y por otro, Baiju Bhatt venía del mundo de High Frecuency Trading, que es lo más parecido que tenemos en Wall Street a los carteristas autorizados. Las empresas de HFT tienen muchas maneras de hacer dinero y su ventaja competitiva es hacerlo todo muy rápido.

Por ejemplo, una táctica muy utilizada por ellos es el spoofing (y una variedad llamada layering). Básicamente consiste en lanzar un farol. Introducen de mala fe una orden de compra o de venta a sabiendas de que no la va a ejecutar y con la pretensión de provocar que otros inversores entren al trapo para cancelar posteriormente esas posiciones y beneficiarse más tarde del engaño operando realmente en el sentido contrario al mostrado en el farol. El layering añade el matiz de cebar una de las dos posiciones -la de compra o la de venta- para luego operar en el sentido contrario.

En el caso de Robin Hood en donde realmente sacan dinero, no es a través de los servicios premium si no vendiendo la información sobre las operaciones de sus clientes. De esa manera si un cliente quiere comprar una determinada acción a un precio, la empresa de HFT se enterará de ese interés y a través de una conexión más rápida será capaz de comprar esa acción y revendérsela a un mayor precio al que mostró interés en un primer lugar, sin que este se haya dado cuenta de nada… ya que no ha pasado ni un segundo.

Como veis otro ejemplo más de que nada al final todo tiene un coste, algunas veces es obvio (la publicidad) y otras veces hay que ser muy astuto para descubrirlo, estos suelen ser los peores.

Share

 

¡Comenta!

Notificame
avatar
Ordenar por:   Nuevos | Más antiguos | Más votados
Droblo
Admin
kokoko
Guest

Interesante artículo que no veo que se puede puntuar…. La verdad es que vivimos en un mundo cada vez más complejo y aunque la base es sencilla, se ha creado todo un monstruo por encima tan complejo que es difícil de seguir/entender por eso los perfiles profesionales son cada vez más específicos, más especializados en algo muy concreto.

Este artículo me hace pensar en qué opinión tienen Vds de operadores como DEGIRO, PLUS500… ???

Saludos.

Juanito Gonzale
Guest
Mi abuelo decía: No te apresures a sentarte a todas las p.ollas que veas sobresaliendo por allí… Dicho de forma menos popular: Hay muchas oportunidades por allí, en el mundo financiero o en cualquier otro campo. Pero, hay un pero: Cada oportunidad para aprovecharla REQUIERE ciertas CAPACIDAD/ES y si no las tienes , eso no es una oportunidad para ti, lo será para otros… A partir de alli ya queda el mundo de los t.ontos: – T.ontos digitales, que se creen que porque saben entrar en internet, ya saben hacer cualquier cosa… – Tontos liberales, que se creen la milonga… Leer más »
anonimo
Guest

Buf, menudo nido de víboras… Esto es como decía un amigo mexicano, ‘la vida consiste en chingar y que no te chiguen’…

wpDiscuz