Tercer Mundo y culpabilidad
Euribor
Euribor hoy: -0,166%
Media mes: -0,172%
Prima de riesgo: 114
IBEX35: 9.401,90 (-0,27%)


Tercer Mundo y culpabilidad

Un tópico muy extendido es la idea que el Tercer Mundo está muy mal por culpa nuestra. Es evidente que podríamos hacer mucho más por la gente de allí pero al fin y al cabo las armas no son baratas y todas las guerras que se desarrollan por allí son financiadas con dinero que mitigaría las hambrunas y el ejemplo más fácil lo tenemos en Corea del Norte, potencia nuclear con una gran parte de la población en el umbral de la pobreza. El tópico bienintencionado dice: “las empresas deberían invertir más allí para que los inmigrantes no vengan aquí”.  Y en parte es cierto, por supuesto, como lo es que muchísimas empresas occidentales y en concreto españolas están invirtiendo en el Tercer Mundo, desde Marruecos hasta Nicaragua pero claro, para que una empresa arriesgue el dinero de sus accionistas en un país exige de éste una serie de condiciones como son la estabilidad política, la seguridad jurídica, las infraestructuras etc. No creo que ninguno de nosotros invirtiéramos nuestro dinero y menos el de alguien que nos lo ha confiado, en una inversión que no nos parezca segura y de la que no pensemos que vamos a obtener beneficio. Lógico, ¿no? Es por eso que económicamente es suicida que ciertos dirigentes pretendan sacar adelante un país provocando la desconfianza de los inversores extranjeros. Sí, despiertan la simpatía de muchos en Occidente pero hasta Cuba necesitó la inversión extranjera para ofrecer una infraestructura hotelera adecuada gracias a la cual son una potencia turística y así han podido sobrellevar la caída de la URSS.

Y es que es muy fácil pedir que se invierta en el Tercer Mundo pero nadie, ni persona ni empresa, arriesgará su capital allí sin garantías… o sin una expectativa de rendimiento muy elevada. Recuerdo que hace unos años estuve viendo unos apartamentos en segunda línea de playa en Marruecos a 25 kms. de Ceuta a un precio entre 6 y 8 veces inferior a uno del mismo precio en Andalucía y sin embargo los ceutíes ni se planteaban comprar allí su residencia de veraneo mientras sí lo hacían en Málaga o Cádiz, y -sin entrar en comparaciones- no es que Marruecos no sea un lugar atractivo turísticamente, es que causa desconfianza invertir allí. Y donde sí se genera confianza, donde se han dado las condiciones correctas, ahí tenemos el ejemplo de los “tigres asiáticos”, en pocos años se ha salido del pozo porque la inversión exterior ha llegado. Luego también es necesario que sea el Tercer Mundo el que dé algunos pasos, y cuando los da el beneficio es global. Pero tanto para una empresa como para una persona hay una máxima a cumplir: a mayor riesgo, mayor rentabilidad. Nadie espera obtener lo mismo arriesgando su dinero en bonos alemanes que comprando acciones de Burbutronics, si un inversor se arriesga en Tanzania esperará obtener muchísimo más dinero -a cambio del riesgo asumido- que si invierte en Dinamarca. Y lo que no podemos es esperar que las compañías multinacionales hagan algo diferente de lo que nosotros mismos haríamos si arriesgáramos nuestro dinero.

Cuando las empresas occidentales se mueven hacia el Tercer Mundo no sólo provocan un enriquecimiento de esas zonas, sino que los consumidores occidentales podemos adquirir los mismos –y algunos más- productos que antes a un menor precio. Occidente, por tanto, se beneficia a través de dos vías de la “deslocalización”: por un lado, los accionistas de esas empresas ven incrementada su riqueza al obtener un mejor dividendo de ellas gracias al recorte de gastos; por otro, los consumidores experimentan un aumento de sus rentas reales y, en definitiva, de su ahorro, al gastar menos dinero por lo mismo. La mayor renta de unos y otros permite incrementar la acumulación de capital y, en definitiva, nuestra riqueza. Así mismo, los trabajadores del Tercer Mundo perciben mayores salarios que antes, lo que, a su vez, les permite ahorrar, acumular capital y mejorar su calidad de vida, reduciendo sus intenciones de emigrar.

Y esto lo hemos podido comprobar durante años en los flujos de capital que ha habido desde USA hacia muchos países del Tercer Mundo como Corea del Sur o Taiwán y que han conducido a un mayor enriquecimiento del país poderoso y de los países receptores del capital.  Que en esos flujos de capital y de diversificación haya víctimas es normal y es achacable a las tremendas desigualdades que tiene la humanidad pero, a la larga, y aunque suene muy crudo, el que un empleado de una empresa textil de Elche se quede en el paro durante año y medio no es nada en comparación al hambre desterrada de una población en Filipinas gracias a que la empresa donde compramos esté allí. Y además, la mayoría compraremos más barato y mantendremos esa Seguridad Social que permite dar ese año y medio de paro.

El fenómeno globalizador ha pasado de beneficiar sólo a los occidentales durante la época colonialista a también beneficiar a los países en desarrollo. Por una vez, creo que debemos de dejar de mirarnos el ombligo y pensar a lo grande: las crisis siempre conducen a las tentaciones proteccionistas y a la xenofobia pero no nos damos cuenta que lo que nosotros llamamos crisis es un lujo para cientos de millones de personas. Si ponemos trabas y aranceles, conseguiremos que las desigualdades en el mundo se amplíen. El libre comercio ha servido para la Unión Europea, Japón, USA y últimamente para China e India y lo contrario no le ha servido a nadie, Así que no deberíamos culpabilizarnos por la mala situación del Tercer Mundo, cierto que hay una deuda histórica, verdad que algunas grandes potencias aún están empeorando con su neo-imperialismo la vida de mucha gente de allí pero los españoles del siglo XXI no creo que nos debamos sentir culpables, pertenecemos a una generación de Occidente que ha ofrecido herramientas a unos países que algunos han sabido utilizar muy bien y otros no. Las cifras están ahí, muchos de ellos son los que más han mejorado las últimas décadas y han abandonado ya el Tercer Mundo. Sólo seremos culpables si empezamos a poner trabas a su progreso.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (27 votos, media: 4,33 sobre 5)

Escrito por Droblo el 23 de julio de 2018 con 19 comentarios.

19 comentarios

Lee los comentarios dejados por otros usuarios, o bien deja tu comentario

# 1, IMOLA
23 de julio de 2018, a las 7:57

Deuda histórica? Españoles culpables? Por favor, Droblo, explícate, mis libros cuentan una cosa diferente…

# 2, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 8:06

No, Drobló, no.

No es cuestión de que las empresas occidentales inviertan en el tercer mundo, que también, aunque estamos viendo que esto también trae perjuicios a Occidente (paro, desigualdad, etc., etc.).

Se trata de hacer un “Plan Marshall”, de incentivar la economía local, empresas locales, proyectos locales, etc., etc.

Obviamente, todo lo demás del artículo es correcto, si no se dan un mínimo de condiciones, cualquier inversion, además de arriesgada, se vuelve inútil, o incluso puede terminar en los “bolsillos equivocados”…

Tengo un amigo que trabajó en África en una ONG ya hace unos 20 años por lo menos, y lo que vio le hizo desistir y renegar de la mayor parte de las ONG, sobre todo de aquellas dependientes de Grandes Organismos tipo ONU y de otros Entes y Gobiernos y tal…

No se si habrá mejorado algo ese tema en estos 20pico años o no…

# 3, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 8:40

2, Anónimo de acuerdo con tu post pero las grandes potencias occidentales están en mínimos históricos de paro, no lo mires desde una perspectiva española que es un país que siempre ha tenido más paro

# 4, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 8:41

1, IMOLA españoles NO culpables dice

# 5, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 8:51

Wall street: “la incertidumbre trump” http://dlvr.it/QcLCm8

# 6, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 8:51

Wall Street le gana el pulso a China en la guerra comercial: S&P 500 vs. Shanghai Composite Index http://dlvr.it/QcLCn6

# 7, Droblo
23 de julio de 2018, a las 9:51

Los estudios de los líderes políticos del planeta http://dlvr.it/QcRvZn

Ejércitos con más armas de fuego del mundo http://droblopuntocom.blogspot.com/2018/07/ejercitos-con-mas-armas-de-fuego-del.html?spref=tw

10 multimillonarios actuales que lo son a pesar de haberse equivocado alguna vez http://droblopuntocom.blogspot.com/2018/07/10-multimillonarios-actuales-que-lo-son.html?spref=tw

# 8, Pataksi
23 de julio de 2018, a las 10:06

#7 Salvo Jack Ma, que curioso, todos americanos. Qué bien funciona el marketing anglosajón!!

# 9, Juanito Gonzale
23 de julio de 2018, a las 10:51

Droblo, noto que te gusta la idea esa de que nos tengamos que sacrificar y ademas ser felices porque en la otra punta alguien supuestamente vive mejor… y también otras ideas de esas … Eres un Cristiano muuuy devoto… o nos pides que lo seamos nosotros…

Yo estoy absolutamente en contra.
No estoy en contra del comercio libre, ni de la globalizacion, estoy en contra de que tengan que pagarlo los curritos de aqui…

Estoy a 100% convencido de que los politicos de aqui DEBEN ocuparse del bienestar de la gente de aqui en primerisimo lugar y por encima de todo, y no que se vendan a Soros y demas y que su principal tarea sea esa de promover IDEAS… por muy buenas que esas sean…

Que cada cual haga su trabajo, los politicos de aqui, que se preocupen por la gente de aqui…
Los de alla, para los de alla…
las empresas, para promover los negocios,
Las ONG a lo suyo
Los legisladores y controladores a lo suyo….

De ninguna manera se debe someter todo lo anterior a unas ideas, porque eso huele a comunismo y a iglesia a la vez, apesta que no veas…

Ese proceso de la globalizacion, como muchos otros, es como el agua… lo natural es que vaya por el camino mas facil y si alguien se lo allana, va recto y muchas veces arrasando todo por el camino…
Sin embargo, el agua también puede ir por alli por donde se le encamine, sin arrasar y hacer daño o haciendo lo mínimo posible… Es cuestión de que se gestione ese proceso…
La globalizacion avanzará… nuestra primera preocupación debe ser que no arrase lo nuestro… No estar en contra de la globalizacion… simplemente defender lo nuestro, que es lo que importa…. el resto son milongas de las gordas…

# 10, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 11:13

Los salarios empiezan a subir pero el poder de compra se mantiene
Tras años de estancamiento, los trabajadores de los países ricos ven ya alzas en sus nóminas aunque estas se ve atemperadas por la mayor inflación

https://elpais.com/economia/2018/07/21/actualidad/1532209274_258419.html

Precisamente ayer hablábamos de sueldos y salarios por que yo he tenido la fortuna de que este año tendré un pico de subida y el año que viene me lo van a terminar de redondear hacia arriba. Así que, si nada se tuerce, pues me irá bien…

Eso sí, el primer “disgusto” ha sido la retención del IRPF, que me ha subido un 3% de una nómina para otra. Así que una parte, y no pequeña, de mi subida se la queda Hacienda, al menos hasta la Declaración del año que viene…

Pero bueno, el tema es que yo soy de los “afortunados”.

Mi amigo está en el sector sanitario; pero en un puesto que no requiere titulación universitaria. Me comentaba que hace unos 18 años ganaba el equivalente a 6€/hora (En esa fecha cobraba en pesetas). Hoy por hoy está cobrando a 5,48€/hora…

:/

# 11, Javier_227
23 de julio de 2018, a las 11:25

¿Ya te sientes mejor, Droblo, tu conciencia de Primer Mundo más tranquila? Me alegro mucho, sigue con tu progreso, tu libre comercio y tu “ayuda occidental”, ahí en tu nube, que se está muy bien.

# 12, Michelo
23 de julio de 2018, a las 12:11

Yo estoy con Droblo.
No tiene por que ser necesariamente simple buenismo. El mundo cambia y dedicar recursos a financiar sectores industriales que están destinados a desaparecer (mantener zoombies) se ha demostrado ineficaz.

Como dice Juanito, nos tenemos que preocupar de lo de aquí, pero puntualizando que hay que tener muy presente lo que “hacemos allí”. Como ejemplo sirva el Coltán en Congo.

https://www.elindependiente.com/futuro/2018/02/04/coltan-congo-antonio-pampliega/

Esto no es “preocuparnos por los de aquí”, es j.oder a los de allí.

# 13, Michelo
23 de julio de 2018, a las 12:25

A parte de que nos estamos cargando el planeta…. y Cómo le decimos a un país el tercer mundo que no emita gases invernadero o que no tale su selva para cultivar biocombustibles? Si ellos piensan en lo suyo y nosotros en lo nuestro es muy probable que nadie piense en lo de todos, y los recursos de nuestro planeta son limitados aunque actuemos como si no lo fueran.

Le compro a Juanito su “preocuparnos de los de aquí” si la frase es: piensa globalmente y actúa localmente.

# 14, Paganini
23 de julio de 2018, a las 12:50

¿Globalización para beneficiar a quién? A los “inversores”… Puede que yo, indirectamente lo sea, pero no con mi consentimiento.
Todavía no he visto una globalización que iguale derechos laborales, sociales, sanitarios, educativos o legales…
¿Globalización para mejor mover los dineritos de los ricos a paraísos fiscales y que no paguen impuestos?
¿Globalización para que los niños del primer mundo se calcen las zapatillas que fabrican los de tercer?
Se han vendido las bondades de la “globalización” para volver a colarnosla de nuevo… y sí estoy de acuerdo con un post anterior, las ONG sólo sirven para que unos perpetúen su status a costa del buenismo de otros.
Las fundaciones y ONG sólo sirven para dilapidar recursos, evadir impuestos, justificar la caridad del rico con el pobre y evitar la justicia social.

# 15, Juanito Gonzale
23 de julio de 2018, a las 15:36

# 13, Michelo

Michelo, muchas buenas personas hoy dia andan totalmente engañadas con ciertas cosas… Tu y yo no tenemos ni mas minima posibilidad de pensar en lo global…. ni mas minima… bueno pensar como deporte, podemos, pero pensar como para influir en algo, no….

De lo que observo, los con miles de millones en las cuentas, tampoco pueden/quieren… Hasta donde he leido libros de historia, me da a mi que nunca nadie pensó en lo de todos…

Algunos, como los comunitstas, decian que lo hacen… ya sabemos que fue mentira…
Antes teniamos la iglesia, que tambien se ocupaba supuestamente del bien de todos los creyentes, que a esas alturas ya sabemos que lo primero era el poder y el dinero y ya luego como secundario todo lo demas…

Con ese cuento de hoy dia, que Droblo tambien difunde, es exactamente lo mismo…
Eso que dices del planeta… si todo el sistema esta atrapado en eso del continuo crecimiento, que si no, se viene abajo y pincha la burbuja… Nadie quiere cambiar la cultura del consumo, nadie… no les interesa….

Yo en plan personal, he reducido bastante eso del consumismo en mi casa… estoy muy a favor de que no consumamos tanto… me importa el planeta y por lo general los valores de esa nuestra sociedad… Estoy a favor de que no libremos guerras por alli y por alla, con tal de promover nuestros intereses… Estoy a favor de que presionemos a las empresas que tienen acceso a nuestros mercados con tal de que mejoren condiciones laborales dentro de lo posible…

Estoy a favor de muchas cosas….

pero tragarme mentiras y milongas, a eso no estoy dispuesto… porque si me mienten es que tan altruista no es lo que estan promoviendo… que bajo el eslogan de liberar la tierra santa, hay unas enormes ansias de saqueo de riquezas y de obtener poder…

J.oder… pasan milenios y nos siguen engañando con las mismas tres bolitas…

# 16, IMOLA
23 de julio de 2018, a las 19:53

Juanito, es que la sociedad puede haber evolucionado, pero las personas no tanto. Seguimos haciendo lo mismo que llevamos siglos haciendo con ligeras diferencias. Los esclavos modernos son diferentes a los que Aristóteles comparaba con objetos, pero para los empresarios sus trabajadores son números, no nombres, otro tipo de enseres…

No sé por qué he elegido este ejemplo, que cuadra con un discurso de izquierdas a los que soy ajeno, pero en fin, puedes probar con cualquier otro ejemplo y verás que como personas el ser humano no ha cambiado, por muchos cambios que haya sufrido su sociedad, el hombre no ha evolucionado así ni por asomo.

# 17, Anónimo
23 de julio de 2018, a las 21:04

14, Paganini globalización para beneficiar a la humanidad, mira cualquier estadística y siendo muchos más habitantes que hace 50 años estamos mucho mejor.

# 18, Chispas
23 de julio de 2018, a las 22:05

En general soy bastante liberal, pero Droblo, en lo que dices hoy, no estoy de acuerdo.

Una balanza comercial negativa nunca es buena aunque pagues menos porque compres más barato en el extranjero y que con lo que te ahorres puedas pagar más seguridad social para las pensiones. Al final, el dinero sale, no vuelve y te quedas más pobre. Y llegará el momento en el que no puedas ni pagar la seguridad social ni importar aunque sea muy barato.

A los únicos que les salía bien era a los americanos y se les está acabando el invento. Trump, por muy mal que lo haga y por muy desacuerdo que esté con él por la formas que tiene, en el fondo no está del todo equivocado: Los EEUU han pagado y pagan multitud de cosas en el mundo: desde investigación espacial como la NASA hasta otros organismos internacionales, incluso OTAN, con una balanza comercial negativa que ha estado subvencionando toda Asia y todo a base de deuda.

A Asia y a los otros países como Europa les ha venido de coña? Sí. Pero al americano de a pie no tanto. Y la principal preocupación del gobierno debería ser su propio país, no los cuatro negritos de Uganda (bueno, ya no son cuatro que no dejan de criar) o los talleres textiles de Bangladesh.

# 19, Fernando
26 de julio de 2018, a las 0:46

Pienso que si que tenemos culpa gorda. No tal vez por querer vivir bien, pero si por evitar que vivan igual o peor.

Deja tu comentario...




Contáctenos - Terminos de uso y cookies