Articulos - 20 agosto 2019

El coste de las vacaciones pagadas de nuestros políticos

El coste de las vacaciones pagadas de nuestros políticosYa se sabe que en España, agosto es el mes de las vacaciones. Prácticamente todas las instituciones y aún buena parte de las empresas (las que no se dedican a la hostelería, claro está) echan el cierre durante este mes o ralentizan su funcionamiento a su mínimo vital.

Es un periodo que sabe a siesta y chiringuito, a días largos de holgazanería y noches de verbena, a volver el pueblo o a volar lejos. Mientras tanto, tras las elecciones de abril el panorama político quedó con un Congreso tan fragmentado que sigue sin haber acuerdo para la investidura. Con lo que una repetición de elecciones no es una opción descartable.

Es por eso que los dirigentes de los cuatro partidos con más representación hayan adoptado el mismo estilo para este verano: no hay información acerca de planes, destinos ni acompañantes, dando la impresión de que todo es improvisado y de corta duración, con el fin de que parezca que, estado el país sin Gobierno ni acuerdo para alcanzarlo, las vacaciones de ellos sean algo casi secundario.

Es decir, vacaciones sí, pero pocas y muy discretas. Reuniones del Consejo de Ministros todos los viernes (menos el 16, que nos cogemos puente) y el 23, como muy tarde, al tajo. ¿Los destinos posibles? Podría ser en Doñana, en la finca de Las Marismiñas, siguiendo la tradición que comenzó Felipe González en 1.986, y donde estuvo el año pasado. O en la finca Quintos de Mora, en Los Yébenes (Toledo), cerquita del trabajo, por si surge un imprevisto, o si se quedará en la Moncloa, pegado al teléfono y atento a encontrar una solución al bloqueo institucional.

En cuanto a los demás, se sabe que Pablo Casado disfrutará sus vacaciones en Ávila o bien en Santa Pola, muy cerca del líder de Vox, Santiago Abascal, quien viajará a la playa de San Juan en la misma provincia donde su familia ya está de vacaciones. A diferencia de Rivera y de Iglesias, los cuales no han aportado ninguna información de dónde pasarán el mes. Sin embargo, el punto de mira ha de estar en el Presidente en funciones, que para eso es al que le corresponde dar la cara y dejar claro cómo va a solucionar el problema de la falta de Gobierno.

Según las distintas legislaciones europeas, España, a nivel de vacaciones, está aún lejos de otros países de nuestro entorno. En Francia o Finlandia, las vacaciones anuales remuneradas son de 30 días hábiles, en Gran Bretaña son 28, o en Italia 26. En España nos quedamos con 22, con los que superamos a Bélgica, Holanda e Irlanda, que se quedan con 20. El record lo tiene China, que sólo reconoce 5 días hábiles de vacaciones anuales a sus trabajadores.

Y en cuanto a profesiones, personal sanitario, bomberos, policías, personal de vuelo, etc. son los que “gozan” de jornadas de trabajo más estresantes. Siendo posiblemente los bomberos los que más sufren de esta circunstancia, ya que tienen turnos de 24 horas, lo que limita a 65 jornadas de trabajo anuales su desempeño laboral, en las cuales, todo va bien mientras no tienen que intervenir, porque cuando han de hacerlo, nadie seguramente querría estar en su lugar.

Por tanto, de todas las profesiones la más interesante es la de político, perdón, es mejor decir servidor de la ciudadanía. En el momento en que nos encontramos, casi la totalidad de Diputados y Senadores se hallan tranquilamente de vacaciones desde las elecciones de abril, con alguna sesión de trabajo debida a la fallida sesión de investidura del mes de julio. Es decir, sus señorías ya habían disfrutado de 85 días de inactividad/vacaciones hasta el intento de investidura, y así continuarán hasta que se vuelva a intentar en septiembre; ya veremos si más allá.

Esto supone un coste en forma de vacaciones pagadas de alrededor de 14 millones de euros para el Estado hasta ahora, ya que nuestros políticos cobran lo mismo trabajen o no trabajen porque haya o no haya formado un Ejecutivo. De hecho, sólo por estrenar legislatura, todos reciben un paquete de bienvenida de móviles e Ipads, independientemente de que, si hubiese que repetir elecciones, saliesen reelegidos o no. Al margen de las subvenciones a los distintos partidos políticos con representación en el Parlamento.

Viéndolo con más detalle, cada día el Parlamento dedica 99.529 euros a sueldos de Diputados y Senadores, además de 44.700 euros de ayudas y subvenciones a las formaciones políticas representadas, según el portal www.newtral.es. Esto significa un coste diario de 144.000 euros, entre sueldos y subvenciones, a unos políticos incapaces hasta ahora de ponerse a trabajar. Y seguimos sumando, porque hasta septiembre, que se vuelva a intentar, sus Señorías seguirán de vacaciones pagadas.

Si el 24 de septiembre no se hubiese llegado a acuerdo y se disolvieran las Cortes para convocar nuevas elecciones, habríamos acumulado una factura total de casi 23 millones de euros para pagar a unos políticos por trabajar no más de cinco o seis días en 4 meses. A esto habría que añadir alrededor de 180 millones que costaría la nueva cita electoral para escoger a unos políticos (la mayoría los mismos que ahora) a los que seguramente veríamos repetir el mismo proceso.

Entretanto, las empresas, cada vez más internacionalizadas y menos dependientes de la coyuntura nacional, prosiguen su labor diaria, pero cada vez más evitando apostar por nuestro país. Y así, la industria del automóvil espera con recelo la nueva legislación medioambiental, los inversores evitan iniciar nuevos planes, a la espera de que se aclare la situación y, en general, los agentes económicos se hallan a la espera de nuevos acontecimientos. Esto ha tenido su evidencia en los últimos datos del empleo, en los que el número de inscritos como demandantes de empleo apenas se redujo en 4.253 personas, a pesar del tirón de la campaña turística.

Y es que la incertidumbre puede ser peor que una crisis y seguramente su antesala, porque, ante la duda, mejor no hacer nada. Y, entre unos y otros, los largos periodos de parálisis política que arrastramos desde hace 5 años nos van a pasar factura.

Y es que el coste de oportunidad, mes tras mes, es cada vez más elevado, mientras nuestros políticos se andan con mociones, negociaciones fallidas, reuniones discretas y vacaciones pagadas.

Quizás Sánchez ya tenga claro que su solución final sea una repetición de elecciones. Hasta ahora, el proceso negociador le ha podido favorecer más a él que a sus contrincantes. Quizás todo haya sido una maniobra para forzar a Ciudadanos a que ceda y acabe apoyándole. Lo cierto es que mientras el país está parado, sobreviviendo con los generosos presupuestos de Montoro, él ya hace tiempo que comenzó su propia campaña electoral.

¡Comenta!

Notificame
Ordenar por:   Nuevos | Más antiguos | Más votados

Eurozona: se confirma en 2019 que hay menor inflación y menor crecimiento https://www.euribor.com.es/foro/index.php?threads/eurozona-se-confirma-en-2019-que-hay-menor-inflaci%C3%B3n-y-menor-crecimiento.59582/

Las ciudades más pobladas del mundo desde 1500 https://droblopuntocom.blogspot.com/2019/08/las-ciudades-mas-pobladas-del-mundo.html?spref=tw

Y ahora que casi todos tenemos una cámara en el bolsillo… cada vez «vienen» menos ovnis
https://droblopuntocom.blogspot.com/2019/08/y-ahora-que-casi-todos-tenemos-una.html?spref=tw

Es una puñetera vergüenza.

Si no hay gobierno no debería cobrar ninguno

Que seguro que cobran hasta las dietas, aunque no vayan.

Que les metan a todos al congreso, y no sale ni uno hasta que haya gobierno. Y ya está

Como dice una amigo mío político » a la política solo nos podemos dedicar los tontos y los maestros… yo soy maestro»..

Una vergüenza…… si estos tienen que negociar en cualquier foro, miedo me da..

Menos mal que a nivel internacional no pintamos nada, que si no…. buenos estamos para que estos negocien cualquier cosa, sí.

Menos mal que a nivel internacional tenemos a Donald Trump y así sube el nivel del resto de políticos mundiales, aunque sean una bazofia.

wpDiscuz