Las amenazas de guerra arancelaria de Trump
Euribor
Euribor hoy: -0,180%
Media mes: -0,182%
Prima de riesgo: 101,7
IBEX35: 9.792,10 (0,93%)


Las amenazas de guerra arancelaria de Trump

“América primero” fue uno de los mensajes que ayudaron a Trump a ganar sus elecciones. Apenas trece meses después de ocupar la presidencia de su país ha anunciado medidas que, si bien van en consonancia con su mensaje, pueden desembocar en una guerra comercial con la mayoría de sus socios. En el caso europeo, se está a punto de cerrar acuerdos de libre comercio tanto con Mercosur como con Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), tras sellar el año pasado el CETA con Canadá. Y, con este anuncio, se ha pasado de estar en la fase final de negociaciones con EEUU para el TTIP a los preliminares de una guerra comercial mutuamente destructiva.

Desde el anuncio de la  imposición de aranceles del 25% sobre las importaciones de acero y del 10% sobre las de aluminio, tanto la Unión Europea, como Canadá, apoyados por la Organización Mundial de Comercio, han advertido de los peligros de una guerra comercial ante el temor de una escalada arancelaria que sólo redundaría en una disminución del comercio, algo que ningún economista, sea de la escuela que sea, define como bueno.

Por parte de la UE, Jean-Claude Juncker, ya ha advertido que las medidas norteamericanas no quedarán sin respuesta. El primer paso será preparar represalias contra los Estados Unidos para reequilibrar la situación: tales medidas afectarán a importaciones norteamericanas por un valor de 2.800 millones de euros, repartidas entre el sector del acero, el industrial y el agrícola. Más en concreto, afectarían a las motocicletas Harley-Davidson, al whisky bourbon y a los tejanos Levi´s.

Por parte de Canadá, principal exportador de acero y aluminio a Estados Unidos, la advertencia llegó por parte de Fran­çois-Philippe Champagne, que advirtió que toda tarifa o cuota impuesta a la industria canadiense sería ina­ceptable.

Estas primeras reacciones no parecen inquietar lo más mínimo al presidente norteamericano. Justifica su medida por cuestiones de seguridad nacional y anuncia que “las guerras comerciales son buenas y fáciles de ganar”, todo ello salpicado de eslóganes tuiteros para que quede todo bien empapado de populismo: “cuando estamos perdiendo 100 mil millones de dólares con un país y se hace el listo, dejamos de comerciar y ganamos en grande. ¡Es fácil!”.

Sin embargo, hay un trasfondo muy político en todas estas medidas. El déficit comercial de Estados Unidos, la nación más rica del mundo, fue uno de los elementos centrales de la agenda económica en la candidatura de Trump, con China y México como bestias negras. Esto se ha traducido hasta ahora en abandonar el Tratado Comercial Pacífico (TPP), olvidarse del proyecto de nuevo acuerdo con Europa (el TTIP), poner el jaque la pervivencia del Nafta e incorporar aranceles.

Desde que llegó a la presidencia, Trump ha denunciado reiteradamente lo que considera competencia abusiva de China, cuyas prácticas, asegura, perjudican a la industria estadounidense y a sus trabajadores. Todo ello salpicado de acusaciones de todo tipo al que, hasta hoy es su principal socio comercial.

Estas acusaciones van desde que China comercia con Irán, hasta que subvenciona sus exportaciones, lo que convierte a este país en un “violador de Estados Unidos”. Pero los principales argumentos de Trump se basan en tres grandes puntos:

  1. China arrebata puestos de trabajo a Estados Unidos.

A inicios de 2016, investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts publicaron un estudio en el que analizaron la relación comercial entre Estados Unidos y China, la cual se estableció en la década de los años 90 y se consolidó con un acuerdo en la Organización Mundial del Comercio en 2001. En dicho estudio (“El shock de China: Aprendiendo del ajuste del mercado de la mano de obra a los grandes cambios en el comercio”) se concluye que en una gran cantidad de sectores: siderúrgico, manufacturero y textil, principalmente, los puestos de trabajo se movieron en masa a China.

Aunque los trabajadores mejor preparados pueden recuperarse, muchos obreros no lo consiguen. Y comunidades enteras han sido castigadas económicamente. El estudio concluye que, de 1999 a 2011, Estados Unidos perdió 2,4 millones de puestos de trabajo, algo que no fue compensado por el beneficio que supuso el incremento del comercio.

Lo que no concluye el estudio es que las empresas norteamericanas se fueron a China buscando mano de obra barata, la cual podrían encontrar en muchas otras partes del mundo. Además, una vuelta de estas empresas supondría un aumento de costes, lo que, unido a la cada vez mayor robotización, no supondría un efecto demasiado beneficioso sobre el empleo.

  1. China es el mayor manipulador de divisas del mundo.

Trump ha acusado reiteradamente a China para manipular su moneda en beneficio de sus exportaciones. La realidad es que el gobierno chino, en muchas ocasiones, más que manipular el yuan, lo ha estado apuntalando, de modo que mantenga una cierta paridad con el dólar.

  1. El tema de la balanza comercial.

De acuerdo con cifras de la Oficina del Censo de Estados Unidos, entre enero y noviembre de 2016, las exportaciones estadounidenses a China se contabilizaron en 104.149 millones de dólares, mientras que las importaciones desde China hacia Estados Unidos ascendieron a 423.431 millones. Esto dio lugar a un déficit comercial con China de 319.282 millones.

Pero esa cifra tiene truco. Porque las exportaciones chinas hacia América no son exclusivamente de productos que llevan logotipos chinos. También se incluyen los que fabrican empresas estadounidenses en China. De hecho, más de la mitad pertenecen a esa categoría o son componentes que empresas americanas requieren para su producción local. Las cadenas de suministros se han globalizado tanto que las cifras del comercio bilateral ya no son capaces de dibujar un escenario preciso de la relación entre dos estados. Y, si se tiene en cuenta que entre las exportaciones de China también se encuentran multitud de aparatos de marcas japonesas o surcoreanas, países aliados de Estados Unidos, el asunto se lía todavía más.

En cualquier caso, en una guerra comercial entre Estados Unidos y China, el gran perdedor no sería otro que el primero (al margen de los efectos colaterales que conllevaría para el resto del planeta). China es cada vez un mercado más importante para el resto del mundo: las exportaciones estadounidenses a China se han triplicado desde 2005, lo que significa que el aumento de la riqueza en el país asiático se está traduciendo en un aumento de la demanda de productos extranjeros por parte de la población china.

Además, las contramedidas chinas podrían ir más allá de una guerra comercial convencional. El sistema político de china propiciaría el establecimiento de directrices de sus gobernantes que su población seguramente acataría sin rechistar, golpeando a las empresas americanas con trabas que en una economía de mercado puramente capitalista sería impensable adoptar.

Por si fuera poco, la dependencia de las empresas tecnológicas de todo el mundo de la producción china es evidente. El tejido industrial y las infraestructuras chinas son casi inmejorables y el posicionamiento estratégico de sus empresas en el dominio de materias primas y recursos estratégicos es indiscutible. Y, teniendo en cuenta que el objetivo actual de la economía china es fomentar el consumo interno y aprovechar el enorme esfuerzo en I+D realizado en los últimos tiempos, una guerra comercial podría ser el revulsivo que el país asiático necesita para convertirse en la locomotora mundial, desbancando a Estados Unidos.

Así y todo, es posible que la promesa de introducir los brutales aranceles haya sido sólo otra de las bravuconadas de Donald Trump. Porque el presidente de los Estados Unidos únicamente tiene potestad para gravar, de forma unilateral, todos los productos de un país concreto con aranceles de hasta el 15% y durante un máximo de 150 días. Podría sumar algo más si ataca a productos concretos. Pero sería imposible justificar mucho más.

Por cierto, y sólo por tenerlo en cuenta como de pasada: China es el país que más deuda americana tiene en sus manos. A lo mejor la siguiente de Trump es amenazar con no hacer frente a la misma…

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (35 votos, media: 3,71 sobre 5)

Escrito por Manuel González el 6 de marzo de 2018 con 20 comentarios.

20 comentarios

Lee los comentarios dejados por otros usuarios, o bien deja tu comentario

# 1, KIKO
6 de marzo de 2018, a las 8:57

Lo único que me revienta de esta guerra comercial es que el Jack Daniels me saldrá mas caro.

# 2, miguel
6 de marzo de 2018, a las 9:02

La ultima frase da miedo , si trump decide no hacer frente a la deuda de china , entonces supongo que otros paises tampoco haran frente a la de estados unidos , si ninguno paga ni ace caso a tribunales internacionales …. ¿ que opcion les queda ? ¿ bloqueo economico a Estados unidos ? ¿ guerra ? Cuando las normas y las obligaciones se rompen vienen las represalias y los conflictos

# 3, Anónimo
6 de marzo de 2018, a las 9:35

Dicen que el “procés” nació para tapar la corrupción del 3%…
http://www.elmundo.es/cataluna/2018/03/06/5a9db7ca268e3eed448b4574.html

¿A alguién le sorprende o le pilla de nuevas esto?

¿A alquien (que no sea un fanático soberanista) le escandaliza, o le parece completamente inverosimil???

Para mí, desde luego, no es que sean “noticias frescas”, si no más bien la confirmación de algo que ya se sabía/intuía…

# 4, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 9:40

Los americanos son como los vascos… van a lo suyo… con cortinas de humo incluidas..

DE momento autosuficientes en energía, con lo que se han ventilado los problemas de Oriente Medio de un plumazo…

Aumentado tipos y bajando el “doping” de la FED y con su divisa bajando ante el euro… que si ya estaba descontado y tal… sí, sí….

Tienen la situación ideal…. y con Trump de cortina de humo delante que les deja manga ancha para conseguir sus objetivos…..

Y miramos estrictamente quien posee la deuda americana… quizás hay sorpresas.. según CNN , de los 19 billones de deuda, 12’9 está en manos americanas (5’3 en la seguridad social, 5’1 en personas individuales o fondos de pensiones o gobiernos locales, 2’5 en manos de la FED), 1’1 billón en Japón, 3’3 billones en el resto de países… y 1’3 billones en manos chinas…

Es decir, sí, es el país que más deuda tiene, pero más del 65% está en manos americanas…. lo que es un matiz importante…. 5.300.000 millones en manos de la seguridad social americana… curioso….. a ver si es que no nos lo explican todo bien..

# 5, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 9:45

#3

Lo confirmo totalmente… Convergencia nunca había sido independentista… de hecho el “procés” siempre patina por el mismo lado… a la que hay que arremangarse, siempre hay algún convergente dando la nota… perdón… uno de PdeCat….

# 6, Juanito Gonzale
6 de marzo de 2018, a las 10:27

Para los USA hay 2 caminos…
El primero es seguir el Powerpoint actual… o sea ser el unico mandamas del mundo y entonces con mercados, divisas, multinacionales bien financiadas, fuerza militar y diplomatica recaudar del mundo lo que les hace falta y eso de producir ellos que se quede a segundo plano… Para ello era el plan de aniquilar Iran y Rusia como posibles suministradores de energias a China y únicos posibles adversarios para los Americanos… Si se quedaba China sola y los de EEUU con el grifo de petroleo y gas, los Chinos no podrían pretender a mucho… Serian grandes y potentes, pero se tendrían que someter a los USA en gran medida.

Asi creo era el plan… el tema es que a dia de hoy ni han sometido siquiera Siria, que es la puerta hacia Iran… A Iran ya lo defiende Rusia , China y Europa y no van a poder hacerle nada….
Rusia… Intocable… Putin para al menos 6 años mas, que el pais se seguirá fortaleciendo y lo peor, acercándose y cooperandose cada vez mas con China…

Así que el Powerpoint actual esta para la papelera, creo yo… China mandara sobre si misma y sobre parte del mundo…. es evidente.

Asi que para USA queda en mi opinion el segundo camino. Dejar de soñar demasiado con vivir como dioses el el Olympo y ocupar su sitio como uno mas de los grandes y compensar la perdida de dominio mundial con mantener una buena posición comercial con un mundo que no deja de crecer … creo es su único camino… el mundo crece y aunque no sean los unicos al mando, puede que si se calman y se dediquen a comercio y no a financiar sueños de grandeza y exepcionalidad a lo mejor sigan viviendo de p.uta madre…

Por ahora sus pasos son muy torpes… Trump quiere fortalecer la economia real estadounidense, que lo veo bien, pero la forma en la que intenta hacerlo ya tan bien no la veo… Y ademas no se atreve a emprender la retirada en lo que a sus planes de dominio mundial se refiere… Y asi entre dos sillas ya se vera… Pero si sigue atacando a Rusos y Chinos y obligandoles a unirse mas y mas al final acabara creando una alianza que hace solo 5 años parecia imposible, porque Putin miraba hacia Europa y sus amigos del alma eran europeos como Schroder, Berlusconi, etc… Ahora el mas cercano es el tal Xi Junging…

Obama el blando se penso que podria someter a los rusos con sanciones en un par de años… le salio mal y Trump no quiere o no le dejan corregir el mayor error que han cometido los USA, empujar a Putin a aliarse con los Chinos…

# 7, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 10:47

#6 Juanito Gonzale

Yo no sería tan geoestratega…. se trata de lo de siempre… fabricar a 10 y vender a 20… o diseñar para fabricar en China a 2, comprar a 5 en Irlanda, vender a 10 en USA y desde Usa revender al mundo a 20… con el cambio impositivo, igual interesará ya comprar a 5 desde USA, saltándose Irlanda.

Y con el autoconsumo energético garantizado y un mercado de 300 millones de personas con la renta por cápita más elevada del mundo, y la telaraña empresarial que tiene desarrollada en el mundo (empezando por Coca-cola, acabando por Ford y passando por Procter), ellos ya saben que el 40% de la economía mundial pasa por ellos….

Y aunque India, China y pronto África demográficamente tengan más peso y por tanto más importancia económica, al final un porcentaje muy elevado de estas economías emergentes tienen como deseo inmediato tener unas nike, un iphone o fumar marlboro…. y tener un Audi o mercedes, cierto, pero si la divisa europea se aprecia un 15% anual, el F-150 Raptor le pega 40 patadas a cualquier Q2,3,5 o 7.

# 8, Juanito Gonzale
6 de marzo de 2018, a las 11:05

# 7, oreidubic

Si de eso hablo yo… que mas les vale dejarse de tanto geoestrategia y ponerse a hacer las cosas un tanto de otra forma…

Ya se que tienen mucho, pero gastan aun mas y lo suyo tal como esta ahora no se sostiene… 700 000 000 000 al año de gastos militares…. eso solo tiene sentido si con eso presionas y abres camino a tus agentes económicos… que es lo que han echo siempre, pero las ultimas dos décadas ya creo yo que apostaron por que el mundo es suyo y ellos la hacienda mundial… Y para eso si que necesitaban mucho de geo estrategia… y muy bien no les esta saliendo…

Trump o vuelve a las origenes del buen hacer americano, porque esos saben hacer negocios pero que muy bien, o bien sigue el powerpoint de Hilaria y a ver si lo consigue… ambas cosas…. hmmm… lo dudo pero muuucho.

# 9, Anónimo
6 de marzo de 2018, a las 11:10

En el sector en el que estoy se están recibiendo visitas de “los hombres de negro”, como se les está llamando, y no son ni gente de la “troika”, ni la gente de las películas de Will Smith, sino burócratas estadounidenses (FDA, ¿FBI?, ¿IRC?) que están estudiando a los exportadores de alimentos en general y a los de aceituna de mesa y aceite en particular…

Por lo poco que se (no trabajo con aceitunas pero sí con aceituneros), el problema está, mayormente, en la aceituna negra, sobre todo en la aceituna negra en rodajas para pizzas; pero al parecer los clientes hacen pedidos “globales” y si terminan imponiendo un arancel muy alta sobre según que productos, te puedes ver avocado a vender a pérdidas o enfrentarte a una demanda por incumplimiento de contrato por lo ya firmado, y, tal vez, a no conseguir más contratos si resulta que esa tasa hace que dejemos de ser “baratos”…

En fin, el sector está entre temeroso e indignado por que todo esto es (al menos de momento) “contra España”, ya que otros exportadores de aceite y aceitunas tanto de la U.E. (Italia, Grecia…) como de otros países (¿Marruecos, Túnez…?) no están siendo inspeccionados, ni se les va a imponer un arancel… (Otra vez, de momento…)

# 10, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 11:19

#8 Juanito Gonzale

Pues es esto nada menos… realidad (lo que están haciendo) y apariencia (lo que dice Trump)…. Trump es una cortina de humo con un poder limitado porque la democracia americana está bien estructurada.

#9

Los europeos estamos muy bien representados….. y los españoles en Europa más…. obviamente es un tono irónico… mejor dicho… sarcástico..

Dejemos en que el principal interés de España en los últimos meses es que De Guidnos estuviese en el BCE…. que ya me perdonarán…..

Y esto acabara como siempre… nosotros produciremos… venderemos a terceros países … y estos a USA sin aranceles… olé, olé y olé…. eso sí… igual ganamos otro Mundial de fútbol..

# 11, Juanito Gonzale
6 de marzo de 2018, a las 11:53

# 10, oreidubic

lo de Trump no esta mal… a ver si por casualidad nuestros politicuchos despiertan y empiezan a entender que sus paises tienen intereses por defender…
Que estuvieron muy comodos cuando se dijo que eso de los paises esta en el pasado y hay que promover a la globalizacion y a los pepinos rectos, junto con las gallinas felices…

Se volcaron con fervor religioso en esos temas… y por eso les ha j.odido Trump.. les ha quitado eso de la globalizacion que era muuuuy comodo, nadie sabia lo que es y como seria asi que cualquier despropositop se lo promovian como bueno…

Ahora a aterrizar al mundo real y a ver como se las apañan con problemas reales y concretos..

# 12, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 12:46

Off -topic..

Coétaneo mío que le han ofrecido Interim management… es decir, dedicar parte de su horario de trabajo como empresario-autónomo en la gestión de una Pyme… Coetáneo quiere decir 50 tacos… que nadie nos quiere como empleados… pero sí como colaboradores…

Al final es bueno para todos.. basado en objetivos y un fijo interesante… de tal manera que con un par o tres de actividades consigues buenos ingresos y una gestión del tiempo en que eres tú el dueño….

Y el empresario no tiene la soga de la antigüedad… sé ya de un par o tres de casos muy cercanos que llevan más de 5 años de esta manera, incrementando facturaciones personales y la mar de contentos…

Que si estuvieran/estuviéramos esperando al trabajo para toda a vida de 50-60.000 brutos aún estaríamos en casa…

E insisto… cuando lo pruebas, no quieres plato distinto…

# 13, Anónimo
6 de marzo de 2018, a las 13:02

# 12, oreidubic

Hace unos 10 años o así me 1/2 ofrecieron llevar la contabilidad de una “empresita” desde casa por unos 20-30€ a la semana mientras mantenía mi trabajo habitual…

La verdad es que lo rechacé por que en ese momento me iba bien y veía posibilidades de “subir” a Director Financiero, cosa que, al final, no pasó (larga historia)…

Hoy por hoy no me importaría sacrificar unas horas a la semana por hacer algo similar, aunque el sueldo de esa oferta me sigue pareciendo un tanto escaso…

# 14, oreidubic
6 de marzo de 2018, a las 13:07

#13

Sí… era escasa…. estoy viendo 15-20€ la hora para llevar contablidades/ gestión financiera. Teniendo en cuenta Seguridad social e histoiras, equivaldría a unos 1.800-1.900€ netos a jornada completa… por menos, en fin, cada uno sabe lo suyo….

# 15, Pichin
6 de marzo de 2018, a las 19:34

Viva la republica catalana

# 16, Valdevarnés
6 de marzo de 2018, a las 19:34

Viva la republica catalana

# 17, ying-yang
6 de marzo de 2018, a las 19:35

Viva la republica catalana

# 18, abc
6 de marzo de 2018, a las 19:35

Viva la republica catalana

# 19, Chispas
6 de marzo de 2018, a las 23:34

EEUU lo que tiene es que es un sitio ideal para el emprendimiento. Eso es lo que le salva porque lo que es en el resto de cosas, no es precisamente el ejemplo a seguir.

Así, en EEUU si tienes una buena idea (o no tan buena), es relativamente fácil conseguir fondos que te permitan sacarla adelante. Las universidades están muy enfocadas a eso (he hecho un curso online de Stanford y otro de la Universidad de Washington así que sé lo que es eso). Así es como se pueden montar rápidamente gigantes tecnológicos (MS, Apple, Google, Paypal, Amazon), automovilísticos (Tesla) o incluso aerospaciales (SpaceX lleva más de 50 lanzamientos con éxito). Y si por lo que sea, la cosa no sale, pues se aparca y a empezar de nuevo (en España en general quedas crucificado de por vida y sin patrimonio). En eso, Suiza se les parece bastante.

Así, pese a los políticos y a Trump en particular (Elon Munsk es sudafricano y entró en EEUU sin tener ni el bachillerato), EEUU sigue siendo una potencia económica muy a tener en cuena. Pero si los políticos y ciertos “elementos” del país les siguen metiendo palos en las ruedas, veremos lo que les dura.

# 20, Chispas
7 de marzo de 2018, a las 0:50

Un ejemplo:
https://www.youtube.com/watch?v=Kpfrp-GMKKM
Lanzamiento ayer del Hispasat 6 (fabricado por SSL en EEUU) por SpaceX (EEUU). Un chorro de millones de Sudamérica y Europa que han ido para los EEUU. Ahora, que intenten explicarle al granjero o minero que votó Trump que la pasta no está en sacar piedras del suelo o producir maíz a base de subvenciones.

Deja tu comentario...




Contáctenos - Terminos de uso y cookies