Euribor hoy: -0,061%
 Media mes: -0,056%

Prima de riesgo: 103,9
IBEX35: 8.740,40 (0,60%)

Los grandes momentos del oro español: (1) El oro de Hispania

Microsoft Word - HispaniaDesde tiempos ancestrales se había hablado entre las potencias mediterráneas de la antigüedad de las enormes riquezas del poniente mediterráneo. Los antiguos cretenses y egipcios ya habían comerciado con los pueblos del este y sur de la península. La mítica Tartessos, con su no menos mítico rey Argantonio (“hombre de plata”) llevaba en el imaginario colectivo siendo un lugar de riquezas desde la noche de los tiempos, apareciendo incluso en la Biblia, donde habla de la flota de Tarsisch, que cada tres años venía cargada de riquezas para comerciar con el pujante reino hebreo de otro mítico Rey Salomón.

Los griegos focenses comerciaron y fundaron colonias en la costa con el fin de atraerse la amistad de lo que se consideraba la primera y más fuerte civilización de occidente (que tenía el monopolio del comercio del estaño procedente de las islas británicas), pero fueron los fenicios, los fundadores de Gades (Cádiz), los que se llevaron la parte del león al encontrarse con una civilización ya en decadencia y a la que dieron la puntilla en pos de su búsqueda de riquezas, principalmente plata. Sin embargo, habría que esperar al fin de la primera Guerra Púnica, cuando los fenicios, ahora ya cartagineses, se extendieron militarmente por todo el sur y el este peninsular desarrollando la minería por su zona de influencia, sobre todo en la zona de Cartago Nova y Sierra Morena.

Pero el gran momento del desarrollo minero hispánico llegaría de la mano de los romanos. Éstos, unas veces por la puesta en marcha de explotaciones mineras en tierras conquistadas, otras por el mero expolio al que sometieron a los pueblos subyugados, lograron que la fama de las riquezas contenidas en el suelo peninsular recorriera el territorio de la República Romana al tiempo de la fama de la fiereza de sus habitantes. Es así que la península se convirtió en los doscientos años que duró su conquista en un lugar duro y arriesgado para vivir, pero también en un lugar donde podías labrar tu riqueza si el valor y la suerte te acompañaban, convirtiéndose en algo así como la Conquista del Oeste que se daría 1.800 años después en la otra esquina del mundo. Es por esto que se dio un fuerte movimiento migratorio de itálicos a la península, donde, gracias al sistema de esclavitud, obtenían la mano de obra suficiente para la explotación de los recursos mineros.

Fue la minería el primer recurso explotado, como en cualquier nuevo país virgen acabado de conquistar, y las primeras explotaciones fueron las que más margen comercial dejaban: oro y plata, dejando más tarde paso a explotaciones de cobre, plomo, hierro y otros minerales, fue en estos tiempos cuando se revolucionó con nuevas técnicas la explotación las minas de Rio Tinto, de cobre, y de Almadén, de mercurio, éste último elemento usado masivamente para la obtención del oro de los lechos fluviales.

¿Pero de cuántos recursos hablamos? Según Estrabón, los cartagineses obtenían de sus explotaciones mineras en Hispania 300 libras de plata diarias, con esto pagaron las fuertes compensaciones de guerra a Roma por la 1ª Guerra Púnica y financiaron la segunda. Sólo el botín alcanzado por Publio Cornelio Escipión en la conquista de Cartago Nova ascendió a 276 libras de oro y 18.300 de plata. Además, con la conquista de los pueblos del Norte por Augusto, el Noroeste se convierte en uno de los distritos mineros más activo del Imperio; sin ir más lejos, sólo en la explotación de Las Médulas, en León, se obtenían anualmente 20.000 libras de oro anuales, según Plinio. Por todo esto podemos hablar de que Hispania desde el primer momento se convirtió en una enorme fuente de riqueza para Roma. No hay que olvidar que Roma usaba los metales preciosos principalmente para la acuñación de moneda, y así, durante la república, el “aureus” romano era la moneda de oro por excelencia, aunque no hubo mucha circulación de la misma, ya que las monedas más usadas eran el “denario” de plata junto al “ces” de cobre. Una prueba palpable de la importancia económica creciente de la península en la economía romana fue el protagonismo de la misma como escenario de sus guerras civiles: por aquí pasaron Pompeyo y Julio César peleando por el poder en Roma.

Posteriormente, con el agotamiento de los yacimientos de metales preciosos, se abrió la vía para las explotaciones de hierro, cobre y plomo, principalmente, así como la explotación de recursos agrarios y pesqueros, en los que el aceite, el vino y la explotación pesquera, sobre todo del atún, alcanzaron una importancia económica aun mayor de lo que la minería lo había sido.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (35 votos, media: 4,17 sobre 5)

Escrito por Manuel González el 31 de julio de 2014 con 45 comentarios.

45 comentarios

Lee los comentarios dejados por otros usuarios, o bien deja tu comentario

Páginas: « 1 2 [3] Mostrar todos

# 41, Anónimo
31 de julio de 2014, a las 12:11

# 19, Anónimo gracias por el apunte, las ganas de librarme de los banqueros me ciega!!!!

Vota: Thumb up 0 Thumb down 0
# 42, Joe
31 de julio de 2014, a las 13:13

# 7, Anónimo

Joder, qué buenos consejos!

Vota: Thumb up 0 Thumb down 0
# 43, carlos leiro
31 de julio de 2014, a las 13:16

Fabricando, la mayoria creo que no entendemos bien y despues de tantas andanzas no siento que se vaya a producir nada terrible entre la gente.
Se ssigue trabajando y mirando que sucede.
En los medios se muestra desde el panico al default a que todo seguirá igual.
Lo que si es real es que hay un apoyo a defender los acuerdos anterioress que obtuvieron un 93% de aprobación de los tenedores de bonos y tambien aparecieron notas periodisticas, especialmente una del New York Times muy citada donde muestra al Juez Griesa como un hombre que entiende muy poco sobre economia, bonos y etc.
No hay miedo hay un poco de tensión, pero solo de la clase media ( bueno o algo parecido) hacia arriba .

Vota: Thumb up 2 Thumb down 0
# 44, IMOLA
31 de julio de 2014, a las 13:38

# 6, de ayer

La trama es interesante, y seguro que te falta información. De primeras me viene a la cabeza que, como el dinero donado a ONGs creo que desgrava, si el dinero de esa ONGrevierte en las mismas personas que lo donaron, solo esto te ofrece un interesante beneficio fiscal. Pero además, si a la ONG vas donando dinero de origen dudoso, y te lo vuelves a pagar como sueldo, estás blanqueando de una manera curiosa. Finalmente, vaya usted a saber si todas esas empresas de organización de congresos no eran también de los mismos interesados, de manera que no se perdía tampoco dinero en el camino. Finalmente debemos contar con que las ONG reciben dinero público con el que, seguramente, no se paga solo tu sueldo, sino más dinero.

Qué chollo, tú, estoy por montarme una ONG yo también!

Vota: Thumb up 8 Thumb down 0
# 45, oreidubic
31 de julio de 2014, a las 15:46

#6 de ayer
Te comprendo… trabajas 8 horas al día, 5 días a la semana…. por lo menos las 16 horas restantes de cada día laborable y las 48 del fin de semana no tener que soportar males de conciencia….

Esto es caro, teóricamente, porque dejas de ganar mucho dinero (o bastante) pero al final lo que se tiene es que disfrutar en los máximos ámbitos posibles de la vida y el trabajo, para casi todos, es un ámbito importante.

El otro día estaba con un ex-compañero de trabajo de una gran empresa dónde me echaron por díscolo….. el que me echó duro tres años justos…. pero solo con ver el color de la piel, la cara y lo que había sufrido mi ex-compañero para poder aguantar en la compañía ya me dio pereza y relativicé los 100-150.000€ que he dejado de ganar en estos años…. porque si algo corroe son los nervios para la supervivencia y mantener un status que obliga a muchos artificios.

Tres veces me han echado por díscolo.. la primera por no estar de acuerdo ni con el fondo ni con las formas del consejero delegado… la segunda por estar sentado en una bomba de relojería fiscal, que en caso de explotar sabía positivamente que los que me ordenaban dirían que no sabrían nada… y la tercera porque se me notaba que las directrices de una consultoría externa me las pasaba por el arco del triunfo porque no pensaba que fuera el camino idóneo para recuperar la empresa..

Y ahora… soy libre… pobre pero libre… esta semana he cerrado un trato en el que podía haber duplicado las comisiones (importantes)…. pero el hacerlo no habría sido una buena decisión para el cliente…. y esto genera una satisfacción muy superior al cambiar de coche o hacer la vuelta al mundo habiendo primado mis intereses muy por encima de mi asesorado…. porque si alguna cosa no sale según lo esperado, el cliente sabrá que por lo menos he minimizado su riesgo.

Vota: Thumb up 6 Thumb down 2

Páginas: « 1 2 [3] Mostrar todos

Deja tu comentario...




Contáctenos - Terminos de uso y cookies