Articulos

Hola, soy nuevo en la oficina

nuevoLlegar a un nuevo lugar de trabajo siempre causa cierto temor: los nuevos compañeros, los jefes, el trabajo en sí. ¿Me gustará realmente el trabajo? ¿Me aceptarán bien mis compañeros? ¿Me llevaré bien con mi nuevo jefe? ¿Habrá buen ambiente o estarán ya todos muy quemados?

Eres el nuevo, hagas lo que hagas y digas lo que digas, van a hablar de ti. Es normal, va en la naturaleza humana, tú también lo harías, así que causar una buena primera impresión es muy importante, tanto en el aspecto físico como en lo que dices, el tono de voz, los gestos…

Según una encuesta de jobandtalent realizada entre más de 1.500 usuarios, el 67% afirma tener más temor al primer día de trabajo que a la entrevista de selección para el mismo.

Hay algunas claves que puedes seguir para empezar con buen pie ese primer día:

  • Espero que no haga falta decir que seas puntual. Si el primer día ya empiezas llegando tarde, por muy buena excusa que tengas, no vas a causar muy buena impresión. Recuerda que 5 minutos tarde, ya es llegar tarde.
  • Vístete lo más normal posible. Si ya sabes que hay que ir de traje, llévalo pero no te pongas una corbata muy estridente o un escote muy pronunciado. Si no hay que ir de traje, tampoco vayas con deportivas. Lo más neutro posible para no llamar demasiado la atención por tu aspecto físico.
  • Intenta evitar el yo-yo. Lo más probable es que tus compañeros te pregunten sobre ti: de dónde eres, dónde trabajabas, si tienes hijos…, permite que tus compañeros te conozcan, pero no hables constantemente sobre ti, pregunta también tú, que vean que te interesas por ellos.
  • ¿Chismes? No, gracias. Si estás con algunos compañeros y entre ellos surge una conversación en la que se ponen a criticar a un jefe o a otros compañeros, mantente al margen. No tienes datos para criticar a los nuevos y tampoco es bueno que critiques a los antiguos. Ya habrá tiempo para todo eso
  • Apunta. O bien tienes muy buena memoria, o bien será imposible que recuerdes el nombre y el cargo de todos tus compañeros, así que lo mejor es que apuntes en un papel el nombre de cada uno, junto con su cargo. Invierte un rato de tu tiempo en aprenderlo.
  • No te aisles. Lo normal los primeros días es ponerse delante de la pantalla del ordenador y no hablar con nadie esperando que alguien hable contigo. Puede que esto no suceda porque todos tienen mucho trabajo, o bien porque no saben muy bien qué decirte. Prueba a dar un paseo hasta el baño y preguntar algo a alguno de tus compañeros. Habla sobre el tiempo, o pregunta dónde está el cajero más cercano, cualquier cosa con tal de no quedarte solo.
  • Investiga. Si tu puesto es de nueva creación, estupendo, pero si estás sustituyendo a alguien, intenta saber por qué se fue la anterior persona o por qué la despidieron. Es importante no cometer los mismos errores.
  • Pregunta. Si no sabes algo, pregúntalo. Todos van a asumir que vas a tener muchas dudas durante los primeros días y es mejor preguntar que hacer las cosas mal, no hacerlas o perder demasiado tiempo en algo que con una simple pregunta estaría resuelto.
  • No te vayas el primero. Posiblemente los primeros días tendrás que absorber mucha información y llegará un momento en el que te encuentres muy cansado, pero a pesar de todo, no puedes ser el primero en irte.

¿Qué otros consejos podrías dar a una persona que entra nueva en un trabajo?

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close