Articulos

Claves para mantener tu trabajo

Hoy en día y sin que te lo esperes, puedes ser despedido de tu trabajo. Las empresas no tienen los beneficios de hace unos años o incluso tienen pérdidas, así que, entre otras cosas, recortan en personal.

Tienes hipoteca o hijos o simplemente, una vida social y quieres mantenerlo, para eso, hace falta dinero y si no te toca la primitiva o algo similar, me temo que vas a tener que seguir trabajando.

El Informe Workmonitor de Randstad demuestra que cerca de tres de cada diez españoles (29%) reconocen que tienen miedo a perder su actual puesto de trabajo. El informe establece el perfil actual del español que tiene miedo a perder su puesto de trabajo: Un hombre de entre 18 y 24 años de edad y con una formación universitaria.

Por eso hoy te queremos ofrecer las claves para mantener tu empleo:

Fija metas a 30 y 60 días: Compártelas con tu jefe y luego, a medida que te acerques a tus objetivos, infórmale.  Ir haciendo progresos paulatinamente, conseguirá que estés más optimista y creativo y además tu jefe sabrá que vas alcanzando objetivos.

Piensa como si fueras el jefe: Averigua de qué manera se pueden optimizar los procedimientos de la empresa y cómo se puede ahorrar tiempo, dinero e incrementar utilidades.

Cuida tu actitud: Una actitud pesimista y sombría hace que a la gente le resulte difícil trabajar contigo, además ¿de qué te sirve ser desdichado durante 8 horas?. Podrías llegar a convertirte en un compañero “tóxico” con el que nadie quiera trabajar.

Mantén activa tu red social: Siempre hablamos de tener contactos, pero lo importante no es tenerlos, si no, mantenerlos. No te llevará mucho tiempo y posiblemente, te reportará más beneficios que otra cosa: quedar a comer o una simple llamada telefónica, hará que la gente se acuerde de ti y te tenga en cuenta en el futuro.

Actualiza tus habilidades: Mantente informado de lo que ocurre en tu campo profesional. asiste a cursos o seminarios. Es importante reciclarse y estar al día de todo lo relativo a tu puesto.

Fomenta el trabajo en equipo: Es una cualidad fundamental y muy valorada. Aprende a escuchar las opiniones de los demás, así como también a estar dispuesto a colaborar y generar un ambiente de compañerismo.

Coge responsabilidades: Asume todas las responsabilidades que puedas tomar, especialmente las tareas que nadie más quiere. Mantén tu mente abierta para adaptarte a los cambios, pero también aprende a delegar, enséñale a alguien cómo realizar las tareas extras que llevas a cabo, o nunca podrás tener vacaciones.

Se resolutivo: Cuando ocurra una catástrofe, que no te entre el pánico; respira profundamente y evita ser negativo, en otras palabras, no imagines lo peor. Siempre piensa en la mejor solución, apela a tus instintos y actúa para resolver el problema que se presentó. Tus jefes lo valorarán.

Nunca hables mal de nadie: La máxima” si no tienes nada bueno que decir, cállate”, se cumple perfectamente aquí. No sabes con quién vas a tener que trabajar en el futuro, o quién será tu próximo jefe. De cara al presente, a tu jefe no le gustará que critiques a tus compañeros.

Recuérdalo siempre, en la economía del conocimiento, tú eres el producto: por esa razón tienes que cuidar de ti. Duerme lo suficiente, come sanamente y dedica algo de tiempo a hacer ejercicio.

¿Qué otros consejos puedes darnos?

Related Articles

3 thoughts on “Claves para mantener tu trabajo”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close