Articulos

Tipos de personas en una reunión

Es muy curioso cuando nos juntamos con amigos ver cómo cada uno tiene un papel: el hablador, el tímido, el gracioso, el que siempre lleva razón, al que le gusta discutir, al que no…

En las reuniones en la oficina, pasa exactamente lo mismo, cada uno jugamos un papel. Hoy quiero dejaros una lista con el tipo de personas  a las que te puedes encontrar en una reunión:

  • El que habla mucho: son personas que hablan tanto, que se van de un tema a otro sin seguir ningún orden. A estas personas hay que saber cortalas a tiempo para que no desvíen el tema y así poder llegar a alguna conclusión sobre lo que es realmente importante.
  • El que discute: nunca está de acuerdo con nada. Es un inconformista permanente. Suele sacar a la gente de quicio. A esta persona hay que intentar animarla para que piense en positivo y vea las cosas desde otro punto de vista.
  • El crítico: todo le parece mal y no aporta soluciones. Normalmente (según él) los demás no saben hacer las cosas bien.
  • El positivo: busca el éxito del proyecto y trata de animar a los demás para que vayan en la misma dirección. A esta persona el jefe debería reconocerla públicamente.
  • El que siempre pregunta: normalmente sólo quiere hacerse notar o quiere hacer prevalecer su opinión, buscando apoyo en el grupo.
  • El gracioso: sus aportaciones profesionales no suelen ser geniales, pero relaja al grupo y contribuye a una atmósfera más relajada.
  • El tímido: le cuesta participar en la reunión a pesar de que tenga algo interesante que aportar. Hay que animarle para que participe.
  • El detallista: no hay que confundirlo con perfeccionista. Las personas extremadamente detallistas, se pierden tanto en las pequeñas cosas, que no dejan avanzar en lo importante. Hay que hacerle entender que los detalles son importantes, pero no tanto.
  • El que va al grano: son personas que no suelen hablar mucho, pero cuando lo hacen, van directamente al grano, se centran en el problema. Es una persona útil para el grupo, ya que pone las cosas en su sitio.

Está claro que cuando nos reunimos, de lo que se trata es de ver cómo está la empresa y solucionar posibles problemas, pero siempre hay algún tipo de personas que consiguen que las reuniones no sean eficaces. Forbes ha elaborado una lista de la tipología de personas que no permiten que las reuniones sean fructíferas:

  • El silencioso: Esta persona se sienta a la mesa, pero puede también ser invisible, porque no dice nada durante toda la reunión. De hecho, es tan silencioso que otras personas en la sala muchas veces no se dan cuenta de su presencia. A menudo, se queda tranquilo porque tiene miedo a decir algo estúpido o malo, y considera que es mejor no decir nada en absoluto.
  • El acaparador: No se calla en las reuniones y rara vez permite que alguien más aporte una sola palabra. Quiere que sus ideas sean tan escuchadas que convierte en ajeno lo que otras personas deseen. Si bien es recomendable tener voz y voto, una reunión es una actividad de grupo y ninguna persona debe monopolizar la palabra, incluso si es el líder de la reunión. Tan importante como sus comentarios es escuchar a los de los demás a su alrededor.
  • El fan de las reuniones: Son aquellas personas que generan y preparan reuniones sin parar, aunque no tengan nada que decir ni aportar en ella, sólo por el hecho de estar reunidos. Es una pérdida de tiempo para todos sus compañeros.
  • El multitasking: Esta persona definitivamente no puede centrar su atención en una sola cosa a la vez. Si entra en una reunión, no podrá desconectar de su móvil o de hablar con sus compañeros, incluso de leer algo mientras los demás hablan, etc. En primer lugar, es de mala educación. En segundo lugar, no podrá aportar nada interesante si no sigue el hilo de la discusión.

Hace poco ya dimos las pautas de cómo hacer las reuniones más eficaces. Además, según publica Inc, el mejor día y la mejor hora para una reunión, son los martes a las 4 de la tarde. Según se explica, los lunes y los viernes son los peores días. Entre otras cosas, porque ambos días suelen ser usados para las libranzas, y convocar entonces implica que puede faltar algún miembro del equipo. Si se convoca una reunión a las 9 de la mañana, los asistentes tendrán que prepararla el día anterior, o llegarán sin haberla preparado convenientemente. Si el momento elegido son las últimas horas de la tarde, la mayoría estará más pendiente de que termine para irse a casa que de aprovecharla realmente. Una reunión a última hora es perjudicial para muchas cosas

 ¿Qué tipo de persona te consideras tú? ¿A quién desearías evitar en una reunión?

Related Articles

6 thoughts on “Tipos de personas en una reunión”

  1. Falta el que se duerme, yo tenía una compañera que se durmía literalmente en las reuniones, aunque la verdad no sé si el problema lo tenía ella o el que nos metía en esas reuniones…

  2. A mi me supera el sabelotodo, que estoy de acuerdo que puede aportar algo, pero se explaya demasiado, se apropia las ideas de los demás y lo da vueltas para que todos veamos que lo sabe todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close