Articulos

Sólo hazlo

“Just do it” (Sólo hazlo) es posiblemente una de las frases publicitarias más conocidas del mundo: sencilla, corta y concisa. Nos refleja una actitud ante la vida, déjate de tonterías y hazlo de una vez. Actúa. Evidentemente si lo que hay que hacer es ir a jugar al fútbol, correr por el parque o jugar al tenis, “hacerlo” no cuesta demasiado, el problema es cuando tienes que hacer algo que no te gusta o te da miedo. Ahí es donde juega la motivación y en donde los “echados para adelante” suelen triunfar mientras la mayoría de los mortales nos hacemos los remolones.

La motivación es una actitud, un hábito y como tal puede ser aprendido, madurado y mejorado como otros muchos hábitos, hoy vamos a ver 3 modos de conseguirlo.

Sé positivo. Si eres positivo te sentirás motivado de una manera natural. Todo el mundo tiene su forma particular de estar positivo, cada uno tiene sus métodos, basta con que encuentres el tuyo, reflexiona sobre ello. Una buena manera es buscar cómo alcanzar tu meta de una manera que te enriquezca o divierta. Imagínate que estás en un atasco de tráfico, es algo que está fuera de tu control. En ese momento puedes elegir ser positivo y aprovechar el rato para escuchar tu música favorita o llamar por teléfono a tus amigos (seguro que tienes alguno que siempre te pone de buen humor) o puedes cabrearte y cambiar constantemente de carril para comprobar que no sirve para nada.  Ser positivo, por mucho que pueda parecer, es una cuestión de elección, una cuestión de hábito. Si decides mantener una actitud positiva nadie te podrá detener. En tu trabajo, el viaje puede ser una excelente oportunidad para aprender nuevas cosas o conocer gente interesante.

Sé disciplinado: Ser disciplinado es incluso más importante que ser positivo. Si eres disciplinado, lo notarás en los resultados. Y como ves resultados, automáticamente te sentirás más motivado. Cuando decidas (o tengas que) hacer algo, sigue adelante con el plan previsto.  Imaginemos que decides perder peso, si eres disciplinado y sigues una dieta, posiblemente notarás los resultados antes de una semana y al ver los resultados te sentirás automáticamente motivado para seguir con la dieta. Es un círculo vicioso que simplemente necesitó un pequeño disparador para comenzar y mucha disciplina. Otro ejemplo lo tenemos en la búsqueda de empleo, requiere de un trabajo y una disciplina diaria que posiblemente te lleve a recibir la primera llamada de alguna empresa, puede que no llegue a nada, pero tendrás una motivación extra para seguir con ello con más fuerza.

Sé paciente: La impaciencia es el mejor asesino de la motivación. A veces los resultados tardan un poquito en llegar, pero si trabajas firmemente por conseguirlos, llegarán. Cuando decidas hacer algo, no dejes que tu corazón dicte, deja que sea tu mente quien lo haga. Cada vez que te sientas inquieto, recuérdate a ti mismo que debes ser paciente. Cuando sientas la tentación de saltarte algún paso para acabar antes, recuerda que debes ser disciplinado. Cada vez que tengas un momento de bajón, recuerde que no se trata de sentirse bien o mal, se trata de conseguirlo. Las acciones dan resultados. Volvamos al ejemplo de la búsqueda de empleo, es posible que pases de la motivación extra de las primeras llamadas a la depresión que te da recibir la décima y seguir sin trabajo. Nadie te ha dicho que sea algo fácil y rápido, el proceso es así, hay que intentarlo hasta que se logre cueste lo que cueste. Mientras tanto, como dijimos en el primer punto, intenta divertirte en el camino.

Si te sientes positivo y motivado, harás lo que amas y amarás lo que haces.

¿Te consideras una persona positiva?

Related Articles

3 thoughts on “Sólo hazlo”

  1. Artículo muy práctico. Para mí muy difícil de llevar a la práctica. Me falta voluntad. Necesito alicientes externos para casi todo. Debo terminar un trabajo…(por ejemplo) Necesito el aliciente del plazo que termina para hacer saltar la chispa que me haga rendir con eficacia. ¡Qué más quisiera yo! ¡Una disciplina en mi vida, no sólo en mi trabajo! Lo que comunica este artículo es el ideal de la persona perfecta y yo sólo soy persona.

  2. Yo estoy en un trabajo que no me llena nada, pero es lo que hay ahora. Y no es conformismo, he buscado por activa y por pasiva y no he encontrado otra cosa. Eso sí, intento llevarlo lo mejor posible. Estoy contenta por tener un trabajo y además creo que lo hago bien. No hay nada como una actitud positiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Check Also

Close
Close