Articulos

Perder el miedo a hablar en público

miedoPara algunos es muy fácil, dan charlas, conferencias o hablan delante de personas todos los días. Son personas muy entrenadas. Posiblemente tengan mucha soltura y no les de miedo hablar en público, pero hay veces que nos da el típico ataque de pánico. Como se suele decir, esto pasa hasta en las mejores familias y si no, acordaos del gran Joaquín Sabina el pasado diciembre en un concierto, que tuvo que suspender por uno de estos ataques de pánico.

Está claro que no es fácil, todos podemos fallar alguna vez, de hecho, según publican en Adecco, u75% de la población sufre algún sentimiento de ansiedad y nerviosismo al hablar en público. A esto se le conoce como glosofobia y se trata de una fobia ligada especialmente a posiciones comerciales o directivas que puede influir negativamente en el desarrollo profesional.   

La glosofobia constituye un grave problema para las empresas. Tener capacidad para comunicarse, persuadir y hacer llegar de forma clara su mensaje a los otros es una característica imprescindible para cualquier ejecutivo. Por este motivo, crear grupo de charlas podría ayudar a tus empleados a hacer frente al miedo a hablar en público. Que el empleado se sienta seguro tendría que convertirse en uno de los puntos clave de la formación básica de los trabajadores.

Las empresas juegan un papel crítico en la curación de esta fobia. Pueden y deben ayudar a sus empleados a formarse en este tipo de competencias, evitar por todos los medios que aumenten las sensaciones de inseguridad y ayudar a fomentar la compresión y, por tanto, huir de la crítica. Expertos señalan que los españoles somos excesivamente censores con los demás y también con nosotros mismos.

Los expertos insisten en que cuanto más nos sometamos a situaciones que nos provocan temor, menos temor nos causarán. El segundo paso puede ser, en caso de necesidad y de imposibilidad de superar el miedo con ejercicios de exposición pública, ponerse en manos de un profesional. Un psicólogo nos ayudará para enviarnos mensajes internos positivos, detectar los pensamientos negativos o realizar ejercicios de relajación básicos, sean respiratorios o paradas de pensamiento con técnicas conductistas.

También existen recetas caseras que pueden servir para casos leves o para personas que solo excepcionalmente tengan que ponerse ante un auditorio. La primera es, por supuesto, hacer el esfuerzo de dominar a fondo el tema. No se trata de aprenderse de memoria el texto, sino tener claro en la cabeza un esquema sobre el que, a partir de nuestros conocimientos, podamos desenvolvernos. Incluyendo, por supuesto, la información necesaria para responder posibles preguntas. Un buen orador no necesita material adicional, Power Points o papeles. Solo conocer el tema.

Algo que tampoco puedes olvidar hacer es practicar: ensayar con alguien que sepa del tema que vamos a tratar. Y si no es posible, al menos grabarnos, aunque sea con el móvil, y ver con ojos críticos el resultado

Una vez que hemos comenzado el discurso, es importante mantener el nivel de atención de la audiencia, lo que supone un problema para las personas con dificultades para conectar emocionalmente con los demás, de ahí que haya quien tenga que trabajar más en esto.

Algunos truquitos para el mismo día:

  • Llegar con tiempo al lugar para familiarizarnos con él. Comprobar los micros, la buena sonoridad, la disposición del público.
  • Ejercicios de respiración pueden ayudar
  • Hablar unos instantes con los oyentes que hayan llegado en primer lugar. Ver que efectivamente se interesan por lo que tenemos que decir ayudará a humanizarlos.
  • Tener agua a mano agua. No solo para mejorar la voz, sino para hacer pausas.
  • Tener notas a mano para casos de emergencia. No es conveniente leer, pero si nos quedamos en blanco, estas notas nos darán seguridad.

¿Qué tal se te da hablar en público? ¿Has sufrido alguna vez pánico escénico?

 

Tags

Related Articles

1 thought on “Perder el miedo a hablar en público”

  1. Hola yo personalmente les recomiendo esta web conferencistas.org me ha ayudado mucho como profesional y como persona. Sus cursos y conferencias son de alto nivel. Ellos te enseñan a como perder el miedo escénico, hablar en publico, perdida del pánico escénico, lenguaje corporal, entre otros. Además es de alcance mundial para personas de habla hispana. Lo recomiendo ampliamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close