Articulos

Jornada de verano: pros y contras

horarioAunque este año no lo parezca, ya llega el verano. Muchos empleados ya se frotan las manos pensando en la jornada de verano (eso, quien no la haya comenzado ya). Tres meses saliendo antes de la oficina y disfrutando de más tiempo libre. Eso sí, hay que madrugar un poco más y hay que organizarse mejor para que de tiempo a hacerlo todo, en menos tiempo.

En fin, que como no siempre llueve a gusto de todos, habrá a quien le guste más y a quien le guste menos el nuevo horario de verano.

Algunas buenas razones para tener jornada de verano:

  • En general, los trabajadores lo agradecen. Hoy en día que tal vez sea más difícil negociar salarios, éste puede ser uno más de los incentivos que ofrecen las empresas.
  • Aumenta la productividad. El hecho de saber que hay menos horas para trabajar, hace que la gente “se ponga las pilas” para poder acabar su trabajo a tiempo para poder salir antes. Si sienten que trabajando un poco más duro durante las horas de la mañana van a conseguir tener las tardes libres, seguro que las aprovechan mejor.
  • Conciliación de la vida familiar y laboral . Uno de los grandes quebraderos de cabeza cuando se acercan las vacaciones escolares es qué hacer con nuestros hijos. Casi tres meses de vacaciones son muchos, en comparación con las cuatro semanas de los padres. Algunas de las opciones, como los campamentos urbanos, suelen estar operativos solamente por la mañana. Por ello, para muchos padres, salir antes y disfrutar de las tardes con sus pequeños se convierte en un verdadero alivio.
  • Ahorro, e incluso vida más saludable. La jornada intensiva también afecta positivamente a nuestros bolsillos. Al terminar antes, los empleados pueden regresar a sus casas y así evitar salir a comer fuera. Teniendo en cuenta que un menú diario oscila entre los 10 y 15 euros, el ahorro a final de mes es considerable. Los que no se pueden permitir bajar al restaurante también obtienen beneficios. Por unos meses, podrán dejar de lado los engorrosos tuppers.
  • Permite aprender cosas nuevas y facilita el trabajo en equipo. Debido a que gran parte de la plantilla coge las vacaciones durante el periodo estival (hay empresas que incluso “te obligan” a ello), las personas que se quedan en la oficina hacen el trabajo de los que están fuera, lo que ayuda a la colaboración entre ellos y permite que conozcan otras actividades de la empresa que tal vez no conocían.

Algunas malas razones para tener jornada de verano:

  • Puede aumentar el estrés. El hecho de saber que hay que hacer el mismo trabajo en menos horas, puede llegar a agobiar. Hay que aprender a organizarse para que esto no ocurra.
  • Se puede llegar a perder negocio. Si un cliente llama a una empresa a las 5 de la tarde para resolver un problema y nadie le coge el teléfono, será un cliente enfadado que posiblemente no quiera volver a hacer negocios con tu empresa.
  • Se puede enviar el mensaje equivocado. A veces, los empleados pueden ver la jornada de verano como una razón para aflojar, para tomarse el trabajo con más calma. Se puede llegar a crear un ambiente más informal, en el que al final, se rinda menos.
  • Septiembre puede ser difícil. La vuelta al horario normal, los días más cortos, el clima es más frío…Cuando llega septiembre y todo vuelve a la normalidad, hay personas que no se lo toman muy bien.

¿Estás a favor o en contra de la jornada de verano? ¿La haces?

Related Articles

2 thoughts on “Jornada de verano: pros y contras”

  1. Este horario existe? En mi empresa se trabaja todo el año el mismo número de horas diarias. Claro que yo pertenezco a la industria. Tres turnos diarios a ocho horas cada turno y se cierra el mes de agosto. Que yo sepa, excepto algunos privilegiados (funcionarios y pocos más), todos trabajan lo mismo durante todo el año. Claro que igual tiene razón el articulista porque estamos quedando tan pocos, que excepto autónomos, que tampoco creo tengan nada que ver con el horario que explica el artículo, y funcionarios no va quedar ninguna clase de trabajador más.
    ¡¡¡Y encima se van a estresar!!! ¡Ya está bien!

  2. Buenas. Ya estamos con el @$#&( mito de los funcionarios. Yo soy empleado público (funcionario en una empresa pública) y trabajo lo que dice el convenio, que dice que todo el año igual.

    De hecho, sí que tengo amigos que sí que están unos meses haciendo 15 minutos más, y en verano hacen 2 horas menos, u otros que de lunes a jueves hacen más, y los viernes sólo por la mañana. Y NO SON FUNCIONARIOS!!! Yo, sea martes o los domingos que me toque, siempre lo mismo

    Y hablando de mitos. Ayer dieron en La primera un programa sobre 3 trabajadores de Balay, empresa privada, creo. Pues nada más llegar, menos uno, un café. Y a la hora del descanso, otro. Lo digo porque los funcionarios o empleados públicos, cierto, tomamos cafés, pero como en todos los sitios (en España, que en China no dejan).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close