Articulos

¿Es fácil contratar en España?

Adecco, junto a la escuela de negocios Insead y la agencia Tata Communications, han presentado por quinto año consecutivo el Índice de Competitividad por el Talento Global (GTCI). El él se sitúa a España, con una media de todas las variables analizadas de 54,91 puntos sobre 100 (1,01 puntos más que un año atrás), en el puesto 31 del ranking de 119 países analizados, mejorando así su posición relativa pues el año pasado estaba en el puesto 35.

El nuevo Índice de Competitividad por el Talento Global (GTCI) de AdeccoInsead y Tata Communications se encuentra enfocado este año en la ‘Diversidad para la Competitividad’, ya que -según afirman- “la diversidad desempeña un papel muy importante en la vinculación de las políticas de talento con las estrategias de innovación”.

España ocupa el puesto 31 del ranking de 119 países analizados por el GTCI, mejorando su posición relativa con respecto a 2017 cuando estaba en el puesto 35. Por encima figuran otros países como Corea del Sur (30), Portugal (29), Eslovenia (28), Malasia (27), Malta (26) y la República Checa (25).

En cambio, España se sitúa por delante de otras naciones como Lituania (32), Chile (33), Letonia (34), Costa Rica (35) e Italia (36). No obstante, un año más, el ranking está liderado por Suiza, Singapur y Estados Unidos que preceden a los Países Nórdicos y Dinamarca. Asimismo, lo cierran naciones como Mozambique, Madagascar y Yemen.

El GTCI de 2018 revela que los diez primeros países tienen varias características clave en común y comparten una muy importante: todos tienen un sistema educativo bien desarrollado que proporciona las habilidades sociales y de colaboración necesarias para la empleabilidad en el mercado laboral actual. Además, todos ellos cuentan con un panorama regulatorio y empresarial flexible, políticas de empleo que combinan flexibilidad y protección social y gozan de apertura exterior e interior.

Comparándolo con Europa, España se sitúa en la posición 20 sobre 38 países europeos analizados (sube dos posiciones con respecto a 2017), superando a naciones como Lituania, Letonia, Italia, Polonia, Eslovaquia, Grecia, Bulgaria, Croacia, Hungría o Rusia.

Aun así, España se encuentra en una buena posición en comparación con el resto de países dentro de Europa, dado que el 49% de ellos ocupa una posición inferior en el ranking, porcentaje que ha crecido un 6% con respecto a 2017. Sin embargo su posición no es tan buena respecto a los países de renta elevada: solo el 36% de ellos ocupa un puesto inferior, porcentaje que mejora desde el 28% de un año atrás.

Comparada con otras regiones de fuera de Europa, los resultados de España son más favorables. En particular, ocupa una posición superior a la de todos los países de América Latina, Asia central y meridional y del África subsahariana. En América Latina, Chile se sitúa cerca en el puesto 33. En el norte de África y Asia occidental, los Emiratos Árabes Unidos, Qatar e Israel ocupan posiciones superiores. Eso sí, según el informe, “España corre el riesgo de quedarse rezagada por detrás de países emergentes de Asia como Malasia o Corea”.

Dentro de los seis pilares que se analizan en el Índice, España obtiene unos resultados relativamente buenos en el pilar de «Crecimiento» y es 4ª en lo que se refiere a ‘Matriculación en educación superior’. También ocupa una importante plaza 12 en ‘Calidad de las escuelas de gestión’ y 20 en el ‘Ranking universitario’.

En cuanto al de «Retención» (puesto 26), el país consigue la 6ª posición en ‘Rendimiento medioambiental’, el 12º en ‘Higiene’ y saneamiento y un 14º en ‘Densidad de médicos’. En cambio, baja notablemente en lo que se refiere a la ‘Retención de cerebros’ (72) y al ‘Sistema de pensiones’ (35).

Peores datos registra en el pilar de «Habilidades técnicas y profesionales», que representa uno de sus mayores desafíos. Nuestro país queda en el puesto 45, y pese a que alcanzamos la posición 23 en lo referente a ‘Productividad laboral por empleado’, quedamos muy atrás en ‘Trabajadores con educación secundaria’ (78).

El pilar de los «Facilitadores» también penaliza el rendimiento general de España en el GTCI. Dentro del mismo, nuestro país alcanza el puesto 16 en lo que tiene que ver con ‘Intensidad de la competencia’ y el 23 en ‘Infraestructura de TIC’, pero cae hasta el puesto 83 en el ‘Panorama empresarial’, al 93 en la ‘Relación del salario con la productividad’ y obtiene su peor marca, tanto del apartado como del GTCI, en la ‘Facilidad para contratar’, donde quedamos en la posición 105 de 119 países analizados.

En el pilar que mide la «Captación», España se queda en el puesto 34pero mejora hasta la 5ª posición en lo que respecta a la ‘Tolerancia a los inmigrantes’ aunque queda mucho por hacer en ‘Captación de cerebros’ (puesto 71) y sobre todo en ‘Oportunidades de liderazgo para las mujeres’, pues nuestro país se queda en la posición 89.

Por último, en lo que se refiere a las Habilidades de conocimiento global (32 sobre 119), España consigue la posición 14 en lo referente a la Población con educación secundaria y se queda en la posición 20 tanto para Trabajadores con educación superior como para Artículos en revistas científicas.

Asimismo, el informe apunta a que España es un país con un buen nivel de movilidad social y tolerancia a las minorías. Sin embargo, el país sigue estando rezagado en términos de igualdad de género.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Check Also

Close
Close