Rumores de que Fiat Chrysler y Renault exploran alianza

droblo

Super Moderator
Fiat Chrysler Automobiles y la francesa Renault sostienen conversaciones sobre una posible alianza en su intento para enfrentar los desafíos tecnológicos y normativos en la industria automovilística.

Una persona al tanto confirmó las avanzadas negociaciones, sobre las cuales el diario Financial Times fue el primer medio en informar. La fuente solicitó el anonimato porque las negociaciones no se han dado a conocer.

Durante meses, Fiat Chrysler ha estado en el centro de las conjeturas sobre una fusión, y también ha habido reportes del supuesto interés de PSA Peugeot.


La colaboración entre automotrices ha adquirido importancia en los últimos años en su propósito de fortalecer su capacidad tecnológica en el desarrollo de vehículos eléctricos, conectividad con la red e inteligencia artificial para vehículos.

Los fabricantes también enfrentan la presión de las autoridades reguladoras, en particular en Europa y China, para producir vehículos eléctricos capaces de cumplir restricciones más estrictas sobre contaminación.

Volkswagen y Ford integraron una alianza global en enero para desarrollar camionetas comerciales y pickups de tamaño medio, y explorar la cooperación en futuros vehículos eléctricos y autónomos, así como en servicios.

Renault ya forma parte de una alianza tripartita global con Nissan y Mitsubishi, una asociación que se ha visto mermada desde el arresto del ex presidente de Nissan, Carlos Ghosn, acusado de irregularidades financieras en Japón. En conjunto, las tres compañías son las mayores fabricantes de vehículos de pasajeros en el mundo.

El director general de Fiat Chrysler, Mike Manley, dijo a analistas este mes que confía en una mayor consolidación de la industria en el corto plazo, aunque ha subrayado que la compañía puede continuar funcionando de manera independiente.

Manley también dijo a los analistas que Fiat estaba adoptando medidas para enfrentar su debilidad en Europa. Las ventas en América del Norte representaron prácticamente la totalidad de las ganancias del fabricante automovilístico italiano-estadounidense en el primer trimestre, un periodo difícil porque sus beneficios cayeron 47% debido principalmente a cambios en la producción.

El Financial Times publicó que varias opciones de asociación entre Renault y Fiat Chrysler están siendo consideradas, aunque las conversaciones han ido más allá de compartir tecnología.
 

droblo

Super Moderator
La automotriz Fiat Chrysler propuso el lunes una fusión con la firma francesa Renault con el objetivo de ahorrar miles de millones de dólares a las dos compañías en la transformación de la industria para centrarse en los vehículos eléctricos y autónomos.

La empresa resultante sería la tercera automotriz más grande del mundo, propiedad en un 50% de los accionistas de Fiat Chrysler Automobiles y en un 50% por los accionistas de Renault, señaló en un comunicado FCA.

Las empresas llevaban semanas de conversaciones.

La junta directiva de Renault tenía previsto reunirse a las afueras de París el lunes para tratar la posible fusión. La compañía declinó hacer comentarios hasta después de la reunión, y no estaba claro lo que supondría la fusión para la alianza que tiene ahora Renault con las japonesas Nissan y Mitsubishi.

La firma fusionada fabricaría 8,7 millones de vehículos al año y ahorraría 5.000 millones de euros al año para las compañías al compartir investigación, compras y otras actividades, según el comunicado. El plan no incluiría el cierre de fábricas, señaló el comunicado, que no se pronunció sobre posibles recortes de personal.

La alianza de Renault, Nissan y Mitsubishi está en problemas desde la detención en noviembre del entonces jefe del grupo, Carlos Ghosn, acusado en Japón de delitos financieros. Esas tres empresas juntas eran el mayor fabricante de autos de pasajeros en el mundo.

El gobierno francés, que posee el 15% de Renault, recibió con cautela la idea de la nueva fusión.

Una fuente del gobierno francés dijo el domingo que el estado sólo aceptaría una fusión si tenía sentido para los empleos y los intereses nacionales franceses. La fuente dijo a The Associated Press que las autoridades japonesas también habían sido informadas y que París prefería una asociación dentro de la alianza actual con las automotrices niponas. La fuente no estaba autorizada a dar su nombre.

El director general de Nissan Motor Co., Hiroto Saikawa, declinó hacer comentarios sobre la idea específica de una fusión Renault-FCA, pero señaló que “Siempre estoy abierto a intercambiar ideas constructivas sobre reforzar la alianza”, en declaraciones a la televisora japonesa Fuji TV.

La colaboración entre las automotrices ha crecido en los últimos años en un intento de las compañías de aunar capacidad tecnológica en el desarrollo de vehículos eléctricos, conectividad e inteligencia artificial. Las compañías también se han visto presionadas por las agencias reguladoras, especialmente en Europa y China, para que produzcan vehículos eléctricos que cumplan límites más estrictos de contaminación.
 

droblo

Super Moderator
Renault parece encaminada a aceptar un plan de fusión con Fiat Chrysler, un acuerdo que revolucionaría la industria automotriz mundial en momentos en que las compañías compiten para ofrecer más vehículos eléctricos y autónomos.

Francia e Italia se han mostrado como los grandes ganadores del acuerdo, que le ahorraría a ambas empresas 5.000 millones de euros (5.600 millones de dólares), pero los sindicatos temen que podría llevar a pérdidas de empleos. Algunos analistas han advertido que los planes podrían acabar frustrados por lo difícil que resultaría administrar una empresa de semejante tamaño en varios países.


El gran perdedor podría ser la japonesa Nissan, cuya gran alianza con Renault y Mitsubishi se ve en problemas tras el arresto en noviembre de su director general Carlos Ghosn.

La junta directiva de Renault SA se reunió el martes por la tarde en su sede en Boulogne-Billancourt, en las afueras de París, para decidir si acepta la oferta presentada la semana pasada por Fiat Chrysler Automobiles.

En caso de ser aprobada, se abriría el camino para un memorándum de entendimiento no vinculante a fin de iniciar negociaciones exclusivas para una fusión. El proceso subsiguiente _que incluiría consultas con sindicatos, el gobierno francés, agencias antimonopolio y otros reguladores_ duraría aproximadamente un año.

La fusión crearía la tercera automotriz más grande del mundo, con un valor de casi 40.000 millones de dólares y una capacidad de producción de unos 8,7 millones de vehículos al año. Eso es más de lo que produce General Motors y poco menos de lo que producen Volkswagen y Toyota cada una.

Si la fusión llegara a incluir a Nissan-Mitsubishi, se crearía la empresa automotriz más grande del mundo, pero Nissan no fue consultada en el tema y ya había rechazado la idea de Ghosn de combinarse con Renault incluso antes de su arresto.

El gobierno francés, propietario de un 15% de Renault, ha entablado consultas con Renault y con Fiat Chrysler Automobiles en días recientes y una fuente oficial dijo a The Associated Press que hay “un ambiente positivo” y que aceptar la fusión “sería algo sensato”.
 

droblo

Super Moderator
Fiat Chrysler retiró el miércoles su propuesta para fusionarse con la automotriz francesa Renault, diciendo que el ambiente político en Francia impediría el éxito de la iniciativa.
La sorpresiva decisión fue tomada durante una jornada agitada en la que se frustró el acuerdo tentativo entre FCA y el gobierno francés sobre las condiciones para la fusión. El consejo de administración del Groupe Renault se reunió durante seis horas afuera de París para sopesar la medida, pero pospuso una decisión a solicitud del gobierno, que es dueño de 15% de la compañía.
Por ahora parece que la fusión se ha frustrado, y FCA agradeció a Renault y sus socios Nissan y Mitsubishi por su trabajo en la propuesta.

“Ha quedado claro que no existen de momento las condiciones políticas en Francia para que una fusión proceda con éxito”, aseguró Fiat Chrysler en un comunicado. “FCA continuará cumpliendo sus compromisos mediante la ejecución de su estrategia independiente”.
La compañía conjunta habría producido unos 8,7 millones de vehículos al año, más que General Motors y sólo por detrás de Volkswagen y Toyota. Si el acuerdo se hubiera concretado habría surgido el tercer fabricante automovilístico más grande del mundo, con un valor de mercado de casi 40.000 millones de dólares.
Sin embargo, las garantías sobre empleo y otros aspectos exigidos por Francia podrían haber estropeado el acuerdo.
Horas antes, una persona enterada del asunto dijo que Fiat Chrysler y el gobierno francés habían alcanzado un trato tentativo sobre las condiciones para la posible fusión, un buen indicio para el plan, pero no garantizó que sería aprobado. La persona solicitó el anonimato porque la junta de Renault continuaba reunida analizando la propuesta.
La fusión habría ahorrado miles de millones de dólares en costos de adquisición y contribuido a que las compañías compartieran los costos del desarrollo de vehículos autónomos y eléctricos.
 

Johngo

Well-Known Member
Pido disculpas DROBLO por no haber posteado correctamente UN ABRAZO
 

Johngo

Well-Known Member
Francia sale al paso de críticas tras término de negociaciones de fusión entre FCA y Renault

06 Junio 2019

(Reuters) - Francia intentaba defenderse de una avalancha de críticas el jueves, luego de ser acusada de frustrar una fusión de más de 35.000 millones de dólares entre los fabricantes de automóviles Fiat-Chrysler (FCA) y Renault solo 10 días después de que las negociaciones se anunciaran oficialmente.

Las acciones de la automotriz ítalo-estadounidense y de la francesa Renault cayeron bruscamente en las primeras operaciones del jueves luego de que FCA anunciara que se retiró de las conversaciones porque “no existen actualmente las condiciones políticas en Francia para que tal fusión se desarrolle con éxito”.

El ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire, dijo que el gobierno, que tiene una participación de 15% en Renault, se había comprometido de manera constructiva en las negociaciones, pero aclaró no estaba dispuesto a respaldar un acuerdo sin el apoyo de Nissan, actual socio de Renault. Nissan había dicho que se abstendría en una reunión del directorio de Renault en la que se votaría la propuesta de fusión. Las conversaciones entre FCA y Renault se llevaron a cabo en medio de una indignación pública en Francia por los más de 1.044 despidos en una fábrica de General Electric. La compañía estadounidense había prometido salvaguardar los empleos en ese país cuando adquirió la francesa Alstom en 2015. El fracaso de las negociaciones, que de haber tenido éxito habrían creado al tercer fabricante de automóviles más grande del mundo por detrás de Toyota y Volkswagen, reaviva las dudas sobre cómo FCA y Renault enfrentarán los desafíos originados por las costosas inversiones en motores eléctricos y autos de conducción autónoma. El ministro de Presupuesto francés, Gerald Darmanin, dijo que la puerta a un acuerdo no debería cerrarse y agregó que París estaría dispuesto a analizar cualquier nueva propuesta de FCA. “Las conversaciones podrían reanudarse en algún momento en el futuro”, dijo Darmanin a la radio FranceInfo, aunque analistas de Evercore ISI dijeron que las posibilidades de un acuerdo han “disminuido sustancialmente”.

El fracaso de las conversaciones también podría debilitar aún más las relaciones entre Renault y Nissan, ya tensas por el arresto y destitución del presidente de la alianza, Carlos Ghosn, quien ahora enfrenta un juicio en Japón por supuestas irregularidades financieras.

Además, se produce tras varias semanas de disputas entre Francia e Italia por las demandas de París.

“Cuando los políticos intentan intervenir en asuntos económicos, no siempre ayudan. No haré más comentarios, si FCA retiró su oferta es porque no vio una ventaja económica u otro tipo de ventaja”, dijo hoy jueves el viceprimer ministro italiano Luigi Di Maio a una radio estatal.
 
Arriba