La banca es S.A. (Sin Alma) ...

El Banco Santander informó a los sindicatos de su intención de recortar más de 3.700 empleos y suprimir unas 1.150 oficinas en el marco del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que la entidad acometerá debido a las duplicidades en la red de oficinas tras la adquisición de Banco Popular. El anterior expediente, en diciembre de 2017, afectó a 1.100 empleados y se centró en los servicios centrales de la entidad financiera.
Pero la historia viene de lejos. En un informe de UGT de 1999, se cifraba ya en 22.000 la cifra de empleos destruidos por la banca entre 1988 y 1998, un periodo en el que tuvieron lugar los matrimonios del Banco de Bilbao y el Banco de Vizcaya, creando el BBVA y la fusión del Banco Central y del Banco Hispanoamericano (BCH).
En 1999 el BBV se fusiona con Argentaria (antigua banca pública privatizada en 1998), y ya tenemos el BBVA.
También en el 99, el Santander se “fusiona” con el BCH, creando el BSCH que duró “cuatro días” para seguir siendo el Banco de Santander. Por algo les llaman “cucos” a los de Santander …
En 2013 el Santander se queda con Banesto, y en 2017 se queda con el Popular por 1 euro.

¿Cuántas sucursales se han cerrado y cuantos empleos han desaparecido?
Una estimación hablaba de unas 30.000 oficinas cerradas y más de 200.000 puestos de trabajo perdidos.
¿Ustedes creen que el banco de Santander ha perdido dinero con tanta compra?, o, que le ha salido por un euro con el ingente ahorro en puestos de trabajo y la venta de oficinas…
Bien pensado, en realidad se puede hablar de una operación de “apalancamiento financiero” en la que la compra de una empresa se paga por sí misma (se han vendido muchos locales en puntos estratégicos y se han ahorrado muchos sueldos).

Y no hablemos de las Cajas de Ahorro. Las cajas eran, en su tiempo, entidades sin ánimo de lucro que reinvertían gran parte de sus beneficios en obras sociales. Los grandes “sabios” políticos decidieron convertirlas en bancos. Y más de lo mismo.
Algo hemos hecho muy mal. Europa nos decía que había demasiadas sucursales bancarias por habitante, parecido a lo que hicimos con la cuota láctea (para que Francia siga produciendo su leche), España (que no es como Europa) vacía sus pueblos y ciudades de sucursales bancarias.
Los bancos son S.A. (Sin Alma) privadas que buscan maximizar beneficios con el amparo de Europa y de los políticos. Imaginen que el Estado participase con el 50,1% de su capital. ¿No creen que tendríamos menos paro? ¿Y que nuestros pueblos tendrían su banco?

Mark de Zabaleta
 
Arriba