Hilo Japón

Pasaba por aqui

Well-Known Member
Japón registró déficit comercial por primera vez en 31 años en el 2011


 
Última edición:

Pasaba por aqui

Well-Known Member
Davigarma.

No tiene importacia, aunque pienso que deberiamos procurar buscar los hilos antes de postear, (aveces a mí me pasa algoparecido) lo digo por evitar la dispersión de la información, para que esta sea lo más accesible posible.
 

Johngo

Well-Known Member
Mientras el mundo miraba a Europa, saltó la liebre en Japón

S. McCoy 25/01/2012 06:00h

Se trata, por supuesto, de una opinión estrictamente personal pero creo que, entre la vorágine de reformas locales y de predicciones foráneas, ha pasado demasiado desapercibido un dato de enorme trascendencia económica conocido ayer. De acuerdo con la información manejada por el WSJ esta madrugada Japón habrá anunciado su primer déficit comercial anual desde 1980 (que se confirma: 24.500 millones de euros fruto de una caída de las ventas del 8% y un aumento de las importaciones del 8,1% en 2011, de acuerdo con el interesante first take de Marketwatch). No solo eso, los expertos consultados por el diario de Murdoch advierten que, de mantenerse la debilidad del comercio internacional y la fortaleza del yen, la excepción puede convertirse en norma en los años venideros. Algo a lo que contribuiría, estructuralmente, su progresiva transformación de "superpotencia exportadora a nación de pensionistas", con el consecuente impacto en la iniciativa y competitividad empresarial, y, circunstancialmente, los mayores costes de aprovisionamiento derivados del parón nuclear tras el tsunami de marzo del año pasado. Sea como fuere, de confirmarse el cambio de signo, supondría una auténtica bomba en la línea de flotación de las precarias finanzas niponas, fenómeno capaz de hacer girar el foco desde la quebradiza Europa hacia el país del Sol Naciente e incrementar de este modo, más si cabe, la elevada inestabilidad mundial. Lo que nos faltaba.
¿Por qué es tan relevante? Partamos de las relaciones entre los tres sectores, privado-publico-exterior, que tantos posts de gloria ha dado a nuestro comentarista reconvertido en columnista Desde Londres-J. Jacks. Los amantes de la macro disfrutarán con el enlace que les adjunto, The Sector Financial Balances Model of Aggregate Demand, en el que tales interacciones se explican de manera bastante didáctica. Yendo al caso que nos ocupa, el exceso de ahorro privado nipón se corresponde con un desequilibrio presupuestario elevado –necesario en sus inicios para compensar la deflación asociada a la parálisis en el consumo y la inversión- del que, hasta ahora, actuaba como contrapeso el saldo positivo de la balanza comercial. En el momento en el que éste se debilita, para un mismo nivel de gasto público, el superávit de particulares y empresas se contrae en la misma proporción por mor de tal ecuación. Ese parece ser el caso en este 2012 que acaba de comenzar de acuerdo con las sombrías perspectivas anticipadas por Financial Times.
La reducción de la capacidad de financiar al sistema por parte del sector privado de la economía tiene enormes implicaciones. Japón vive en un permanente reciclado de flujos entre ciudadanos-empresas-banca y gobierno que le permite mantener, pese al elevado nivel de deuda pública superior al 200% del PIB, muy controlados sus tipos de interés. Apenas el 15% de su renta fija soberana está en manos de extranjeros. En la confianza de que ese proceso se repita al infinito, los sucesivos ejecutivos no han dudado en seguir tirando de chequera. Fruto de tal política es que solo el servicio de los intereses de la deuda supera la recaudación por impuestos del país. Es el cuarto año consecutivo en que esto ocurre lo cual no deja de ser un síntoma de la fragilidad sobre la que está construido el sistema. Cualquier alteración de uno de sus pilares-variables, puede echar por tierra el edificio completo. Este es uno de ellos. Si los locales dejan de adquirir su deuda, necesariamente la rentabilidad habrá de subir y se habrá encendido la mecha para el desastre. La deuda importa… y mucho. Vean si no este cuadro para Estados Unidos elaborado por el NYT.
Es verdad que la balanza por cuenta corriente, dados los flujos de capitales hacia dentro y fuera del país, da un cuadro muy distinto como se encarga de recordarnos SocGen a través del FT Alphaville. De hecho, lo normal es que en el futuro existiera una repatriación de dinero del exterior en la medida en que la envejecida población local lo fuera requiriendo y las corporaciones necesitaran hacer frente a su deuda, equivalente al 100% del P.I.B. japonés. Este fenómeno apuntalaría la fortaleza del yen y perjudicaría de este modo aún más las exportaciones, aumentando el gap entre déficit comercial y superávit de capital y anulando el intento a corto plazo de sus autoridades de incentivar la compra de activos foráneos para debilitar la moneda. Aún así, Barclays anticipa números rojos por todos los conceptos en 2018 de acuerdo con la pieza de MarketWatch a la que hemos hecho referencia al inicio de este post.
Concluyo, puede que estemos haciendo un mundo de un grano de arena. No nos cansaremos de repetir que un dato no hace tendencia. Y, no en vano, el FMI ha anticipado un crecimiento para la economía nipona del 1,7% en 2012, en la parte alta de las economías desarrolladas y por encima del tipo de interés nominal que paga su deuda a largo plazo. Pero cuando uno echa un vistazo a estas dos hojas de la presentación que José Luís Martínez Campuzano, estratega jefe de Citigroup, acaba de hacer llegar a sus clientes, no puede por menos que pensar que lo que no puede ser no puede ser y, además, es imposible. Japón empieza a vivir más que peligrosamente…

Mientras el mundo miraba a Europa, saltó la liebre en Japón - Valor Añadido - Cotizalia.com
 

droblo

Super Moderator

En la reunión del consejo del Banco de Japón, celebrada para determinar la dirección a seguir en la política monetaria del país, los miembros han decidido, de manera unánime, mantener el tipo de interés de referencia entre el 0 y el 0,1% hasta la próxima reunión, como medida para estimular la economía japonesa.

El Banco ha ampliado varias veces el tamaño del programa de compra de activos en una significativa escala, el cual está en constante implementación.

En la actualidad, el ritmo de crecimiento de la actividad económica se ha mantenido estable, lo que se debe, en gran parte, a la desaceleración de las economías extranjeras, que influye de manera negativa en las exportaciones, y a la apreciación del yen. Mientras tanto, en medio de las tensiones que se registran en los mercados financieros mundiales, las condiciones financieras en Japón han mejorado ligeramente. Además, la tasa interanual de variación del IPC (excluyendo los alimentos frescos) se sitúa en torno al 0 por ciento.

En cuanto a las perspectivas, la actividad económica de Japón seguirá siendo más o menos estable a pesar de seguir enfrentándose a la desaceleración de las economías en el extranjero y la apreciación del yen.
 
Arriba