Inicio Hipotecas ¿Qué hipoteca elegir en 2021? ¿Fija o variable?

¿Qué hipoteca elegir en 2021? ¿Fija o variable?

0

¿Qué hipoteca elegir en 2021? ¿Fija o variable? 1

Enero cerrará el mes con una media del Euribor por debajo del -0.5%, esto significa que estamos ante un mínimo histórico y que cada vez serán más los hipotecados que deberían cobrar intereses al banco por el dinero prestado. Suena raro pero es así.

En este entorno es normal que los bancos den de lado las hipotecas variables (que en su día llegaron a ser cerca del 95% de las totales) para centrarse en las de tipo fijo, evidentemente ellos cuidan por su negocio, no cuidan te tu bolsillo.

Cada vez es más complicado encontrar hipotecas referenciadas al Euribor con un diferencial menor del 1% y es normal, las previsiones apuntan a que lo veremos en negativo durante toda esta década y podría incluso bajar más, por tanto para que sea un buen negocio para los bancos deberían ofrecer un diferencial de entorno al 1.5% y eso, actualmente, no es un buen argumento de ventas. Existe una excepción en este caso y es la de ofrecer un diferencial más banco a cambio de las «vinculaciones» (que ellos llaman bonificaciones) consiste básicamente en casarse con el banco contratando todo tipo de productos, cuentas corrientes, domiciliación de nómina, seguros, tarjetas, etc… De esta manera el negocio no está en la hipoteca, que te la dan casi regalada, si no en los producto complementarios que tendrás contratados con ellos cerca de 25 años.

Así que con este panorama los bancos se han lanzado de cabeza a competir por las hipotecas fijas que tienen un argumento de ventas muy bueno (la tranquilidad) y para ellos es un buen negocio ya que las mejores tienen un tipo de interés del 1%, que equivaldría a un diferencial con el Euribor del 1.5%. A esto, evidentemente, le suman también las «vinculaciones».

La hipoteca fija ofrece muchas ventajas para el cliente, con los tipos actuales obtienen una cuota relativamente baja y la tranquilidad de pagar siempre lo mismo olvidándose del Euribor que tantos disgustos dio hace 10 años. Para clientes conservadores es una buena opción.

Pero la hipoteca fija tiene alguna desventaja, teniendo en cuenta que tendremos al Euribor en negativo al menos hasta el 2030 una hipoteca fija no será una buena elección si el plazo es de menos de 20 años, ya que estará pagando como poco 10 años de intereses elevados, justo en los que se amortizan más intereses (así funciona el sistema francés de amortización que se utiliza en España) y pagarás intereses más bajos justo cuando lo que estarás pagando es el principal.

Por tanto no es una buena opción para hipotecas «cortas» ni tampoco para subrogaciones (pasar de un banco a otro) ni novaciones (cambiar las condiciones de la hipoteca) en las que el interés sea pasar de una variable a una fija.

¡Comenta!

¡Sé el primero en comentar!

Notificame
wpDiscuz