Inicio / BCE / ¿Por qué se percibe a Italia como el país con mayores posibilidades para abandonar la Eurozona?

¿Por qué se percibe a Italia como el país con mayores posibilidades para abandonar la Eurozona?

Grecia ya no es el país dentro de la Eurozona que más preocupa a los inversores, sino que es Italia el país que abarca  mayores dudas.  Por esa razón, el índice Sentix Italexit  se encuentra por encima del índice Sentix Grecia -mide la probabilidad de Grecia para la salida de la Eurozona-.  Durante los últimos 12 meses, hemos visto como ambos índices se intercambiaban posiciones, debido principalmente a la percepción de los inversores sobre la viabilidad del rescate de Grecia.

La situación de Grecia ha mejorado notablemente incluso el pasado mes de julio se atrevió a  volver a los mercados con una emisión de deuda por un importe de 3.000 millones de euros,  lo que le concede al país un mayor grado de independencia financiera. Por su parte también tenemos otras noticias positivas y es que el FMI aprobó un préstamo de 1.600 millones de euros a Grecia bajo la condición expresa a sus socios para que tomaran medidas en favor de un alivio de la deuda.

Hay otro dato positivo para Grecia que reside en la estabilidad presupuestaria de las cuentas públicas. Y este Grecia ha conseguido pasar de un déficit de 5,9%  a un superávit del 0,7% en 2016.  Por esa razón, los indicadores de riesgo país como es la probabilidad de default que marcan los CDS,  se ha reducido  en 20 puntos porcentuales en los últimos 12 meses hasta situarse con una probabilidad de default del 30%.

Debido a las buenas noticias que vienen dadas desde Grecia,  la principal preocupación sobre una eventual salida de la  eurozona recae en Italia  debido a  que los datos macroeconómicos no están acompañando especialmente al país transalpino.

Por un lado, la tasa de crecimiento de su economía se encuentra en el 1,2%, por debajo del crecimiento de la Eurozona que se sitúa en el 1,9%.  El crecimiento estás siendo muy moderado, lo que evidencia problemas estructurales en su economía que están pendientes por ser resueltos.  No obstante, lo más preocupante reside en los niveles de deuda pública, como porcentaje de su PIB,  que se encuentra en la actualidad en el 133%,  siendo  el segundo nivel más alto dentro de la Eurozona por detrás de Grecia.

El problema para Italia es que una espiral de bajo crecimiento y alta deuda complica notablemente su futuro, cuando el BCE deje de intervenir el mercado de deuda y los intereses  regresen a niveles “adecuados”. En la actualidad es relativamente sencillo refinanciar los vencimientos de deuda gracias a que los intereses se encuentran sustancialmente manipulados por el programa de intervención en el mercado secundario de deuda que está efectuando la autoridad  monetaria.

El problema para Italia vendrá  cuando el BCE decida retirar estímulos y el gobierno italiano deba refinanciar los vencimientos de deuda mientras los intereses se van incrementando.  Recordemos que hay una gran diferencia entre Grecia en Italia, mientras que Grecia es un país que se ha rescatado hasta tres veces, dado el actual volumen de deuda pública italiana,  2,27 billones de euros, haría realmente difícil un proceso de rescate por parte de los socios comunitarios.

Marc Fortuño

Noticias de idealista.com:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *